Público
Público

El Tesoro de EE.UU. asegura que está preparado para salir al rescate de la industria del motor

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Departamento del Tesoro aseguró hoy que está preparado para salir al rescate de la industria del motor, y evitar su derrumbe, después de que el plan de ayuda que impulsaba el Congreso fracasó este jueves en el Senado.

"Dado que el Congreso no actuó, estamos listos para impedir un derrumbe inmediato hasta que el Congreso inicie su nuevo período (de sesiones) y actúe para ocuparse de la viabilidad de la industria a largo plazo", dijo la portavoz del Tesoro, Brooklyn McLaughlin.

El Tesoro explicó que intervendrá con préstamos destinados a General Motors, Ford y Chrysler hasta que el Congreso tenga tiempo para considerar un plan de socorro de largo plazo el año próximo.

También hoy, la Casa Blanca sugirió que podría echar mano del plan de rescate del sector financiero de 700.000 millones de dólares para ayudar a las compañías automovilísticas, algo a lo que se había negado hasta ahora.

El Gobierno había defendido que debía ser el Congreso el que elaborara un plan de rescate diferente del que se aprobó en octubre para la industria financiera de Wall Street.

Por tanto, los demócratas del Congreso impulsaron un plan, consensuado con la Casa Blanca, para dar asistencia financiera a los "Tres Grandes de Detroit" (General Motors, Chrysler y, en menor medida, Ford) por un importe de 14.000 millones de dólares.

El plan entró anoche en vía muerta en el Senado, debido a la férrea oposición de algunos republicanos.

Si no se interviene, ello deja a General Motors y a Chrysler abocadas a la suspensión de pagos y la bancarrota, una situación que, según todos los analistas, el Gobierno no puede consentir, porque generaría una reacción en cadena en las industrias auxiliares y profundizaría la grave recesión que vive el país.