Público
Público

Tokio 2020 apuesta por modernizar el legado de los Juegos Olímpicos de 1964

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La candidatura olímpica de Tokio 2020 ha apostado por modernizar el legado que dejaron los Juegos que organizó en 1964 y renovar su estadio olímpico para convertirlo en "la joya de la corona" de su proyecto, informó hoy el comité nipón.

La organización de Tokio 2020 afirmó en la presentación de su candidatura que la Villa Olímpica quedará situada en el entorno de la bahía de la capital, con 28 de las 31 sedes en un radio de 8 kilómetros, y que modernizará y apuntalará sus infraestructuras deportivas.

Tokio 2020 también creará nuevas instalaciones, un plan de entretenimiento integrado para los aficionados y visitantes y mejorará su sistema de transporte urbano, "uno de los más eficientes del mundo", detallaron los organizadores en un comunicado.

El nuevo estadio olímpico, rebautizado como Kasumigaoka National Stadium, será "uno de los más modernos del mundo", tendrá capacidad para cerca de 80.000 personas y albergaría las ceremonias de apertura y clausura del evento, así como diversas pruebas deportivas.

La apuesta de Japón para ser ciudad candidata estará impulsada por la "atmósfera dinámica de la ciudad" y tendrá un papel muy importante en el proceso de "recuperación física y psicológica" del país tras el terremoto y tsunami del pasado 11 de marzo, señala el documento.

El presidente de la candidatura de Tokio 2020, Tsunekazu Takeda, consideró "un gran honor y un orgullo nacional haber presentado nuestro plan al Comité Olímpico Internacional (COI)" el pasado lunes.

Sobre la propuesta, Takeda subrayó que han "trabajado duro para mejorar la propuesta de 2016, para asegurar que están completamente integradas con la ciudad y sus ciudadanos".

Tras presentarse oficialmente, está previsto que el próximo mayo el COI anuncie las ciudades que pasarán el corte y se convertirán en candidatas a los Juegos del 2020, cuyo organizador se elegirá en septiembre de 2013 en Buenos Aires.

Tras la retirada esta semana de Roma, Tokio competirá con Madrid, Estambul, Doha y Bakú como aspirante para acoger el evento.