Público
Público

Tomás Gómez critica el envío de sms a los militantes pero no recurrirá al juzgado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El líder del PSM, Tomás Gómez, ha dicho hoy que no le "parece bien" que militantes de su partido hayan recibido mensajes telefónicos en apoyo de su rival en las primarias, Trinidad Jiménez, aunque ha asegurado que no va a ir al juzgado para denunciar este hecho porque no quiere hacer "daño" a su formación.

En declaraciones a la prensa durante una visita a un colegio público, Gómez se ha referido así al envío de mensajes de móvil a los afiliados del PSM en los que se le vincula con la derecha y se afirma que "sólo Trini puede ganar" las elecciones autonómicas de 2011.

"Yo quiero que mi partido salga fortalecido, y eso sólo será posible si todos jugamos con unas reglas, que son la elegancia, la transparencia y la democracia interna", ha añadido el secretario general de los socialistas madrileños.

Por eso se ha mostrado partidario de tener "fe" en los militantes, "porque a veces parece que (el PSOE) no tiene confianza en lo que puedan decidir", por lo que ha hecho hincapié en que éstos "no se van a equivocar", sino que van a optar por "lo mejor" entre su candidatura y la de Jiménez.

Tras volver a pedir a su partido que el proceso de primarias no se convierta en una "guerra sucia", ha abogado por hacer "las cosas bien" para que las elecciones internas del PSM se traduzcan en un "revulsivo social" y en un "trampolín político" con el fin de recuperar el Gobierno regional.

Sobre el sondeo publicado ayer por "El País", que le otorga peores resultados que los obtenidos por el PSOE en 2007, ha afirmado que su candidatura ha experimentado "una subida espectacular que no tiene precedentes", y ha augurado que su "despegue electoral" aumentará en futuros estudios demoscópicos.

Preguntado sobre la suspensión de las elecciones primarias en Leganés, ha señalado que la decisión adoptada por su partido es un "error" y le parece "injusta", porque las condiciones para celebrar este proceso en un municipio gobernado por el PSOE son "mucho más duras" que en otras localidades.

A este respecto ha argumentado que cuando la "mayoría" de militantes de una agrupación quiere decidir su "futuro" político, no puede estar "más de acuerdo" con ellos.

"Es mas fácil que se equivoque una persona en un despacho a que se equivoque la mayoría más uno. La democracia no se equivoca, sino que toma la decisión adecuada y conveniente, y por eso defiendo la democracia interna en todos los sitios, y también en Leganés", ha concluido.