Publicado: 25.06.2014 14:23 |Actualizado: 25.06.2014 14:23

Toxo exige a Hacienda que retire completamente el hachazo fiscal a los despidos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El secretario general de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, ha mantenido ya contactos telefónicos con miembros del Gobierno para insistir en que retire en su totalidad la obligación de tributar por las indemnizaciones por despido, con la exención para las rentas de hasta 20.000 euros, y espera poder mantener una reunión con el Ejecutivo antes de que los anteproyectos de ley que la componen sean aprobados por el Consejo de Ministros.

Así lo ha indicado en declaraciones a los medios, después de que el secretario de Estado de Hacienda, Miguel Ferre, haya abierto la puerta a ampliar ese mínimo exento. "Lo que ocurre es que el Gobierno no debería haberlo planteado de entrada", ha dicho Toxo, para quien la eliminación completa de la medida sigue siendo "el mejor escenario". "El Gobierno todavía está en condiciones de eliminarlo de los borradores, tiene tiempo por delante antes de llevar los proyectos de ley al Congreso de los Diputados", añadido, para apostillar: "Me alegra escuchar que el Gobierno está dispuesto a escuchar (...). Hay que sentarse a hablar".

Con la previsión de que el Gobierno no dé su brazo a torcer, el líder de CCOO ha ido más allá y ha señalado que en estos casos es mejor debatir la cuestión "rápidamente para que no haya ningún conflicto" y ha asegurado que apelar a la inconstitucionalidad de la norma "es una vía a explorar". Por otro lado, Toxo ha justificado la oposición de los sindicatos a la cotización por la indemnización por despido al entender que "grava doblemente" al desempleado al que, además de quedarse sin trabajo, "le meten un palo fiscal importante".

Sobre la intención del Gobierno de desincentivar de este modo la planificación de grandes indemnizaciones, ha ahondado en que "si se habla de 20, 40 o 100 personas, no se puede dar un patada a la gente, porque es matar moscas a cañonazos". Por otro lado, Toxo ha puesto el acento que la norma plantea en el caso de los planes de renta que permiten que los trabajadores en una edad difícil para reinsertarse en el mercado de trabajo puedan empalmar con la jubilación o con las prejubilaciones.

En un sentido más global, Toxo considera que la reforma fiscal es una "oportunidad perdida" que además hace "inviable" el cumplimiento de la senda de consolidación fiscal, a menos que se apliquen nuevos recortes sociales y se lleven a cabo más privatizaciones. "Es puro artificio propagandístico que va a tener efectos negativos", ha añadido, para sentenciar que "las cosas siguen igual que antes del 19 de junio y cada vez es más inaplazable la regeneración democrática".