Público
Público

Toyota apela la sanción a Trulli en el Gran Premio de Australia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El equipo de Fórmula Uno Toyota ha presentado una apelación después de que uno de sus pilotos, el italiano Jarno Trulli, fuera relegado el domingo del tercero al duodécimo puesto en el Gran Premio de Australia, que abrió la nueva temporada de la categoría.

Trulli recibió una penalización de 25 segundos por parte de los jueces de la carrera por haber pasado al inglés Lewis Hamilton, de McLaren, cuando supuestamente el coche de seguridad seguía en la pista en las últimas vueltas.

"Es triste que este resultado haya sido cuestionado", dijo el director de la escudería japonesa, Tadashi Yamashina.

"Presentamos una apelación para tener más tiempo de analizar la información y la situación", agregó.

Trulli dijo que sólo pasó a Hamilton porque pensó que el coche del actual campeón se había estropeado.

"Cuando el coche de seguridad salió cerca del final de la carrera, Lewis Hamilton me pasó, pero poco tiempo después redujo su velocidad y se fue hacia un lado de la pista", explicó el italiano.

"Pensé que tenía un problema y por eso le pasé, ya que no había otra cosa que pudiera hacer", añadió.

La penalización a Trulli completó un irregular fin de semana para Toyota, uno de los equipos que recibió las críticas de muchos rivales sobre la legalidad de sus autos.

Tras una vista de seis horas, Toyota recibió autorización para competir en Melbourne, aunque cometió una falta antirreglamentaria en la clasificación.

Trulli y su compañero de equipo, el alemán Timo Glock, terminaron octavo y sexto respectivamente, pero tuvieron que iniciar la carrera desde el sector de boxes dado que los jueces determinaron que sus coches no cumplían las normas porque sus alerones traseros eran demasiado flexibles.

Pese a todo, Trulli luchó para ascender hasta el quinto puesto cuanto la carrera del domingo se acercaba a su fin, y de pronto se encontró tercero cuando el alemán Sebastien Vettel y el polaco Robert Kubica chocaron y forzaron la entrada del coche de seguridad.

"No puedo decir lo desilusionado que estoy de haber terminado tercero pero con un resultado cuestionado", se lamentó el italiano.