Público
Público

Toyota dice que recortó su presupuesto tras la retirada de Honda

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Toyota estuvo a punto de seguir por el camino que su rival japonés Honda, que abandonó la Fórmula Uno en diciembre para recortar gastos por la crisis financiera global, confesó el lunes a Reuters el director de Toyota, Tadashi Yamashina.

El equipo Toyota todavía no había ganado ninguna carrera en sus siete años en la F1 e invirtió en ello una cifra aproximada de 300 millones de dólares (unos 230 millones de euros) en 2008, una cifra que sólo fue superada por Honda.

"Nuestro presupuesto de F1 fue recortado una y otra vez respecto a su cantidad original", dijo Yamashina.

"Se disminuyó nuevamente después del anuncio de Honda sobre su retirada de la categoría y en un mes la cifra fue reducida otra vez tras un repaso de la estrategia de ganancias de Toyota. No puedo poner una cifra sobre cuánto fue el recorte, pero nunca había visto uno así", agregó.

Toyota finalizó quinto el año pasado, pero se subió al podio por primera vez desde abril de 2006 cuando el alemán Timo Glock fue segundo en Hungría y el italiano Jarno Trulli llegó tercero en Alemania.

"Ganar y obtener resultados es importante", admitió Yamashina. "(Pero) también hay otros factores. Es un negocio y, a menos que lo hagamos viable, el año que viene tendremos que recortar todavía más los costes", añadió.

Esperando por primera vez un déficit anual de operaciones debido a la caída global en las ventas de automóviles, la presencia del mayor fabricante de coches del mundo en la F1 está bajo amenaza.

Un factor importante para que Toyota no siguiera el camino de Honda fue la oportuna renovación del acuerdo de patrocinio con la electrónica japonesa Panasonic.

Honda evitó su desaparición a comienzos de marzo y competirá esta temporada bajo el nuevo nombre de Brawn GP, debido a que su propietario ahora es su ex director Ross Brawn.

"Ha sido muy difícil. Despedir gente y reducir costes es parte del negocio. Como comerciante, uno tiene que hacer lo que puede para sobrevivir", justificó Yamashina.

"No importa cuánto tengamos que reducir el presupuesto o la escudería, en eso es en lo que tienen que pensar las personas que están en este negocio", continuó.

La nueva temporada de la F1 empezará el 29 de marzo en Melbourne, con el Gran Premio de Australia.