Público
Público

Trasladados al Instituto de Medicina Legal de Almería los tres fallecidos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los cuerpos de los tres trabajadores fallecidos en el accidente en la plataforma que construye el gasoducto entre Argelia y España, dos de ellos de Malasia y uno de Italia, se encuentran en el Instituto Anatómico Forense de Almería a la espera de que el juez autorice su repatriación.

Fuentes del instituto armado han informado a Efe de que los cadáveres fueron trasladados por un helicóptero de la empresa italiana Saipem, propietaria de la plataforma en la que se produjo el accidente, de bandera de Bahamas, al aeropuerto de Almería, donde llegaron sobre las 21.00 horas de ayer.

La policía judicial se hizo cargo entonces de la documentación de los fallecidos y practicó un atestado fotográfico para su remisión al Juzgado de Instrucción 2 de Almería, que entiende del caso, tras lo que los cuerpos se trasladaron al Instituto Anatómico Forense.

Fuentes de la embajada de Italia en España han informado a Efe de que el trabajador de este país que pereció en el siniestro es un varón de 39 años natural de Vasto, en la región de Abruzzo, identificado como Giovanni di Piedro.

El consulado general de Italia en Madrid se encuentra a la espera de que la autoridad judicial dé el visto bueno a la repatriación del cuerpo, para llevarla a cabo "con la mayor celeridad posible".

Las mismas fuentes han informado de que la compañía italiana Saipem, contratada por el consorcio Medgaz para tender el gasoducto en aguas profundas, les informó de la apertura de una investigación propia para esclarecer a qué se debió el fallo mecánico en la grúa por el que una tubería de más de doce metros de longitud cayó sobre un grupo de trabajadores.

Por el momento no han sido facilitados los datos sobre los dos malayos fallecidos en el siniestro.

Por su parte, fuentes del caso han revelado que el trabajador desaparecido procede también de Malasia.

Su búsqueda ha concluido por el momento al haberse "agotado" todas las posibilidades de encontrar su cuerpo en las proximidades de la plataforma, que permanece en aguas internacionales, según ha informado a Efe el capitán marítimo, Simón López.

Los cuatro operarios heridos en el siniestro, dos malayos, un inglés y un francés, permanecen estables.