Público
Público

Tres días para cambiar de versión

Nadal busca rehabilitarse en la Copa Davis

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En la semana en la que el tenis premia el sentimiento por encima del ránking, Rafa Nadal medita su autocrítica entre la obligación de ganar la Copa Davis. Una reflexión que su entorno no esconde después de tres partidos sin éxito en la Copa Masters. 'Es verdad que después de la eliminación en el Masters de Londres pues, hombre, (Rafa) está un poco tocado anímicamente', aseguraba su tío Toni. Él y todo el entorno del equipo español cuidan la rehabilitación de Rafa en cada gesto. Apenas tienen tres días antes del primer partido de la final ante la República Checa.

'Pero Rafa lo conseguirá', asegura Juan Carlos Ferrero. 'Se está adaptando bien a la pista'. El valenciano se entrenó este lunes con el manacorí por la mañana. Una decisión con la que Albert Costa quiso estimular a Nadal a través de los buenos recuerdos que la iconografía del Sant Jordi despierta en Ferrero. 'Para mí, esta pista siempre será especial', explica, 'y siempre recuerdas anécdotas que te ayudan a estar mucho más positivo'.

'Rafa está tocado anímicamente tras perder en Londres', asegurasu tío Toni

Un rol que el héroe de la Davis de 2000 administra desde su condición de jugador reserva. 'Todo aquí (en el Sant Jordi) supone una ilusión especial, para mí, para el resto, y debemos aprovechar este espíritu', redunda Ferrero. Sin embargo, la invitación a la fiesta aparece en un extraño fin de año para Nadal. 'He tenido demasiadas dudas durante los últimos meses y eso te termina afectando', explicaba Rafa el pasado jueves, casi de madrugada, en Londres. Allí, el número dos del mundo se topó una vez más con la realidad de unos golpes que ya no castigan como a principios de temporada. De hecho, Nadal está cerrando su peor segundo semestre de temporada desde que escaló al primer plano en 2005: su último título se remonta a Roma, el pasado 3 de mayo. Un dato que le castiga. 'En cuanto recupere el ritmo y la intensidad en mi revés, todo será diferente', promete Nadal.

Costa le emparejó con Ferrero para encontrar buenos recuerdos

La ecuación se pone a prueba en cada entrenamiento en el Sant Jordi. A veces con sonrisas, y otras, con miradas serias hacia su tío Toni, el más crítico en la recuperación de la mejor versión de Nadal. La misma que obliga la final de la Davis. La misma que pide más tiempo para volver a aparecer.