Público
Público

El Tribunal balear decreta prisión preventiva eludible con fianza de 100.000 euros a Vicens

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Tribunal Superior de Justicia de Baleares ha decretado hoy prisión preventiva eludible bajo una fianza de 100.000 euros a pagar en un plazo de 24 horas para el ex conseller insular de Territorio Bartomeu Vicens, condenado a 4 años y medio de cárcel en una pieza separada del caso "Son Oms".

El auto del TSJIB, hecho público hoy a las 15.30 horas y contra el que cabe recurso por un plazo de tres días, señala asimismo que Vicens, que el pasado viernes dimitió de su escaño en el Parlament balear tras conocer su condena, esté bajo vigilancia policial permanente durante las horas acordadas para el abono de la fianza.

El ex diputado tampoco podrá salir del territorio nacional sin autorización judicial y deberá comparecer cada quince días en el juzgado correspondiente a su lugar de residencia.

Vicens ya abonó en noviembre del pasado año otros 100.000 euros en concepto de fianza por su imputación en otra pieza del caso Son Oms, que se sumarían a los actuales si finalmente logra reunir dicha cantidad antes de mañana a las 15.00 horas.

La decisión judicial, no obstante, está por debajo de las peticiones del fiscal Juan Carrau, que ha solicitado prisión preventiva, eludible bajo una fianza de 250.000 euros, al considerar que existe riesgo de fuga del condenado.

El fiscal ha señalado ante el tribunal que el riesgo se incrementa en este caso porque Vicens está "pluri-imputado" en varias causas penales.

El abogado de Vicens, Eduardo Valdivia ha apostillado que la fianza de 250.000 es "totalmente ilusoria", ya que ha asegurado que Vicens no dispone de patrimonio suficiente para hacer frente a tal desembolso.

En este sentido, ha apuntado que todos los bienes de Vicens ya se hipotecaron para hacer frente a una fianza de 100.000 euros que se le solicitó para evitar la prisión por otra pieza separada del caso "Son Oms".

Valdivia ha negado que exista riesgo de fuga y ha argumentado para justificarlo que Vicens está arraigado aquí y que tiene vínculos familiares en esta comunidad, entre otros una hija discapacitada.

Vicens fue condenado el pasado jueves a cuatro años y medio de prisión y a ocho de inhabilitación absoluta por malversación de fondos públicos y prevaricación administrativa.

El TSJIB consideró probado que él había encargado un informe innecesario y plagiado de internet a su contable por valor de 12.020 euros, que fueron pagados con fondos públicos con el objeto de agradecerle sus servicios de contabilidad.