Público
Público

Las tropas de Sri Lanka capturan un bastión de los rebeldes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Tropas de Sri Lanka capturaron la localidad de Kilinochchi, bastión de los rebeldes Tigres Tamiles, tras meses de enfrentamientos, dijo el viernes el presidente Mahinda Rajapaksa.

"Toda la nación debe dar las gracias a estos heroicos soldados que han logrado esta victoria", dijo el mandatario en un discurso televisado sobre el mayor golpe a los rebeldes en años.

El grupo Tigres de Liberación de Tamil Ealam (TLTE), que ha luchado por la independencia para la minoría tamil en el este y norte de la isla durante un cuarto de siglo, no pudo ser contactado de inmediato para hacer declaraciones.

El Ejército de Sri Lanka se había estado acercando a la localidad desde septiembre.

Poco después del anuncio, un supuesto atacante suicida en motocicleta se inmoló cerca de los cuarteles de la Fuerza Aérea del país, dijo un oficial militar.

"Al menos dos personas murieron en un ataque suicida cerca del cuartel central de la Fuerza Aérea", explicó un portavoz de seguridad nacional, que pidió no ser identificado.

Trabajadores médicos dijeron que 30 personas ingresaron en hospitales con heridas causadas por la explosión.

Fuentes desde la oficina de Rajapaksa dijeron anteriormente a Reuters que los soldados habían ingresado en la localidad por dos puntos y que continuaban los enfrentamientos con los rebeldes.

"Las tropas están dentro del pueblo y están 'limpiando' la situación", dijo una fuente militar que solicitó no ser identificada.

Los analistas comentaron que la caída de Kilinochchi podría ser un duro golpe para los rebeldes.

"Es un enorme golpe para los Tigres. La captura de Kilinochchi significa que ahora tendrán sólo su territorio en Mullaitivu", dijo Iqbal Athas, un analista de defensa, refiriéndose al bastión rebelde en el noreste.

"No diría que es el fin de la guerra, pero podría ser el comienzo de una reducción de las áreas dominadas por el TLTE", añadió.

Exactamente un año atrás, el Gobierno abandonó una destrozada tregua de seis años, auspiciada por Noruega, alegando que los rebeldes la utilizaban para reagruparse y rearmarse.

El TLTE comenzó a combatir al Gobierno en 1983. El grupo afirma que lucha por los derechos de la minoría tamil ante el maltrato de las sucesivas administraciones de la mayoría sinhalese desde que Sri Lanka se independizó de Gran Bretaña en 1948.