Público
Público

Un tsunami causa al menos cinco muertos en las Islas Salomón

La ola gigante ha destruido tres aldeas en el archipiélago del Pacífico Sur.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Al menos cinco personas, cuatro ancianos y un niño, han muerto hoy a causa del tsunami originado por un terremoto de grado 8, que ha destruido tres aldeas en las Islas Salomón, en el Pacífico Sur. El terremoto ocurrió las 12.12 hora local (1.12 GMT) y su foco sísmico se localizó a 5 kilómetros de profundidad bajo el mar en la provincia de Santa Cruz, en el sureste de las Islas Salomón, según el Servicio Geológico de Estados Unidos.

Al menos tres aldeas han sido destruidas por la ola gigante en la localidad de Lata, aunque de momento no hay víctimas, según la policía. El servicio de Alerta de Tsunami del Pacífico (PTWC) emitió una alerta de tsunami pocos minutos después del sismo y horas después fue retirada para las Islas Salomón, Vanuatu, Nauru, Papúa Nueva Guinea, Tuvalu, Nueva Caledonia, Fiyi y Kiribati.

El PTWC indicó que la ola, de un metro de altura, 'podría ser destructiva a lo largo de las costas cercanas al epicentro del terremoto y podría ser una amenaza para costas más distantes'. El terremoto ocurrió a 347 kilómetros de la localidad de Kira Kira y fue seguido de varias réplicas de hasta 6,6 grados. Esta región ha sufrido desde ayer al menos una decena de seísmos, con magnitudes de entre 4,9 y 6,3 grados. Las Islas Salomón se asientan sobre el llamado Anillo de Fuego del Pacífico, un área de gran actividad sísmica y volcánica sacudida por unos 7.000 temblores al año, la mayoría moderados.

La Agencia Meteorológica de Japón ha activado la alerta amarilla de tsunami para toda la costa oriental del archipiélago por el terremoto. La agencia advirtió de la posibilidad de que se produzca en la costa una subida del mar de en torno a 50 centímetros para las 18.00 hora local (09.00 GMT) en la mayor parte de las zonas bajo aviso. La alerta afecta a 17 prefecturas de Japón La televisión pública japonesa, NHK, ha advertido a las poblaciones de las áreas afectadas por la alerta de que se alejen de la costa como medida de precaución.