Público
Público

Tura cifra en 420 euros los daños a su vestuario por el acoso de "indignados"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La diputada socialista Montserrat Tura cuantificó en 420 euros los daños causados a su vestuario por las personas que la acosaron en la protesta de "indignados" del pasado 15 de junio cuando accedía a pie al Parlament, según el informe de los Mossos d'Esquadra, al que ha tenido acceso Efe.

La exconsellera de Interior y Justicia, que se convirtió en uno de los iconos de la jornada de bloqueo al Parlament al mostrar ante las cámaras la gabardina en que los concentrados le pintaron una cruz con aerosol, fue una de los cuatro diputados que presentaron denuncia a título particular por el acoso de que fueron víctimas.

En su denuncia, interpuesta el día después del bloqueo al Parlament, la consellera relató que, cuando intentaba entrar al parque de la Ciutadella por la calle Pujades, empezó a recibir insultos, empujones y escupitajos de algunos de los concentrados.

Según relató Tura, actualmente secretaria de la Mesa de la cámara catalana, en su denuncia a los Mossos d'Esquadra, el acoso de los "indignados" la obligó a entrar en el Parlament custodiada por agentes autonómicos.

Fue entonces cuando el jefe de protocolo de la Mesa del Parlament le advirtió de que llevaba pintada una cruz negra con aerosol en la espalda de la gabardina, de lo que ella, al parecer, todavía no se había percatado.

En su denuncia, la exconsellera cifra en 420 euros los daños que el ataque causó en sus pertenencias: 140 euros por la gabardina, 180 por la chaqueta y otros 100 por un bolso blanco con asa negra que llevaba.

Montserrat Tura, que adjuntó a su denuncia imágenes de la gabardina manchada, afirmó que no podía reconocer a ninguna de las personas con las que se cruzó ni a la que la roció con aerosol, según el informe policial.

De todas formas, los Mossos d'Esquadra tienen varias fotografías del joven que presuntamente pintó la cruz a la exconsellera, que figura entre los veinte imputados por la Audiencia Nacional por los actos de acoso a los diputados del Parlament.

Tura, junto a los diputados de CiU Josep Maria Llop, Gerard Figueras e Isabel Marcos, fueron los únicos parlamentarios que presentaron denuncia a título particular, al margen de las acciones legales que la cámara catalana aprobó emprender en contra de los responsables del acoso.