Público
Público

Turquía busca una fuerte presión regional sobre Israel

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Turquía buscará el martes durante una cumbre el respaldo de sus vecinos del este y centro de Asia para aumentar la presión sobre Israel por la muerte de nueve activistas turcos en un barco con ayuda que iba a Gaza.

Israel ya ha rechazado un llamamiento de Naciones Unidas para lanzar una investigación internacional sobre el ataque al barco la semana pasada, pero Turquía, usando su influencia diplomática como una de las mayores potencias militares y económicas de la región, no se dará por vencida.

"Se tomarán los pasos que sean necesarios. Israel tendrá que pagar por los mártires, y pagará", dijo el lunes el primer ministro turco, Tayyip Erdogan. "Somos pacientes y seguiremos este proceso con paciencia", sostuvo.

Hace hasta hace poco, Turquía había evitado verse involucrada en conflictos de Oriente Próximo mientras perseguía su meta de unirse a la Unión Europea, pero la dura crítica de Erdogan contra Israel lo convirtió en una figura importante para quienes se oponen al embargo sobre la Franja de Gaza.

Pese a recibir a personajes como el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, un enemigo de Israel y Estados Unidos, Turquía aún se ve a sí misma como una mediadora en disputas internacionales y un puente entre Oriente y Occidente.

El presidente turco, Abdulá Gul, instó el lunes a Ahmadineyad a decir a la comunidad internacional que su Gobierno estaba listo para cooperar y resolver la disputa por su programa nuclear, antes que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas vote a favor de aplicar una cuarta ronda de sanciones a la república islámica.

"Esta oportunidad no puede perderse", dijo un responsable turco, citando a Gul mientras hablaba con el mandatario iraní. "Tenemos que mostrarle a todo el mundo que una solución diplomática puede dar resultados", agregó.

La normalmente poco destacada Conferencia sobre Interacción y Medidas de Construcción de Confianza en Asia (CICA, por sus siglas en inglés) cobró nueva importancia desde la captura el 31 de mayo del Mavi Marmara cuando intentaba romper el bloqueo israelí sobre la Franja de Gaza.

Erdogan tiene previsto una reunión por la mañana del martes con el presidente ruso, Vladimir Putin, tras entrevistarse el lunes con los mandatarios de Afganistán, Irán y Siria.

Israel, un miembro de CICA, envió a un cónsul en lugar de un alto cargo del Gobierno, ante la ira de los líderes turcos en la cumbre.

Por ahora Turquía seguirá presionando por una investigación internacional sobre la redada, aunque Israel ha rechazado la idea y dijo que llevará adelante su propia pesquisa.