Público
Público

La UE otorga 449,2 millones a 10 autonomías para paliar la crisis en zonas rurales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un total de diez comunidades autónomas recibirán 449,21 millones de euros para fomentar el desarrollo de sus zonas rurales y paliar los efectos de la crisis económica, según las modificaciones de los programas para 2007-1013, aprobadas el Comité de Desarrollo Rural de la Unión Europea (UE).

Andalucía, con 190,5 millones de euros, será la autonomía más beneficiada por los cambios realizados en el Reglamento relativo a dichos programas, según la distribución de ese presupuesto, difundida hoy por la Comisión Europea (CE).

Aragón, Asturias, Baleares, Castilla-La Mancha, Castilla y León, La Rioja, Galicia, País Vasco y Valencia también tendrán esos fondos adicionales.

La segunda comunidad que recibirá la suma más importante será Castilla y León (98,7 millones de euros), seguida por Castilla-La Mancha (70,4 millones), Aragón (47,4 millones), Galicia (18,8), Asturias (7,4 millones) y Valencia (5,9 millones).

Además, el País Vasco dispondrá de 5 millones de euros, La Rioja de 2,9 millones y las Islas Baleares de 2,2 millones, detalló hoy la CE.

El objetivo es ayudar a las zonas rurales a paliar las consecuencias de los problemas a los que se enfrentan, como la crisis económica y financiera, la reestructuración del sector lechero o la lucha contra el cambio climático, según ha resaltado la CE en un comunicado.

Así, los programas aprobados se dirigirán a la gestión de recursos hídricos (en el caso de Andalucía, Aragón, Baleares, Castilla-La Mancha, Castilla y León, La Rioja y País Vasco) y para el desarrollo de energías renovables (Castilla-La Mancha, Castilla y León, Galicia, País Vasco y Valencia).

También costeará actuaciones relacionadas con la biodiversidad (Andalucía, Baleares, Castilla-La Mancha, Castilla y León y País Vasco), a la reestructuración del sector lácteo (Asturias, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Galicia y País Vasco) y al cambio climático (Andalucía, Castilla-La Mancha, País Vasco y Valencia).

"La situación actual económica y medioambiental nos obliga a tomar medidas, tanto en el medio rural como en las ciudades", ha subrayado la comisaria de Agricultura y Desarrollo Rural, Mariann Fischer Boel.