Público
Público

La UE , "preparada" para cuando España quiera pedir el rescate

Oli Rehn, Van Rompuy y Barroso coinciden en señalar que ahora le corresponde a Rajoy tomar la decisión

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Europa tan solo espera a que Mariano Rajoy se decida a solicitar formalmente el rescate para España. El vicepresidente económico de la Comisión Europea (CE), Olli Rehn, ha señalado que que el Ejecutivo comunitario está preparado en caso de que España decida solicitar asistencia financiera, y declinó 'especular' sobre las características de un eventual programa.

'Estamos preparados para reaccionar en el caso de que hubiera una petición (de ayuda financiera) por parte de España', afirmó Rehn a su llegada a la reunión de líderes liberales y demócratas europeos, que se celebra hoy en Bruselas horas antes de dar comienzo la cumbre de los Veintisiete.

Los jefes de Estado y de Gobierno de la UE se reúnen este jueves para evaluar la situación económica de la zona euro, y avanzar en la creación de un supervisor bancario único y en las maneras de incrementar la competitividad europea. Sin embargo, se ha quedado fuera de la agenda la discusión sobre la posible petición de rescate por parte de España.

También se han pronunciado de forma similar a Rehn, los presidentes del Consejo Europeo y del Ejecutivo Comunitario, Herman van Rompuy y José Manuel Durao Barroso, que han señalado que la decisión de pedir una ayuda financiera 'corresponde a España'.

'Es España quien tiene que tomar una decisión, y nosotros lo respetaremos', afirmó Van Rompuy. Barroso, por su parte, afirmó que se dispone 'de toda una serie de instrumentos para la estabilización a corto plazo, tenemos el mecanismo de estabilidad del Banco Central Europeo (BCE) para adoptar las medidas necesarias'. 'España no ha pedido asistencia más allá del programa de recapitalización bancario. La primera revisión de ese programa sectorial se llevó a cabo el pasado 15 de octubre', añadió.

El presidente del Ejecutivo comunitario señaló que están preparados 'para actuar en caso de que haya solicitud, pero depende totalmente de las autoridades españolas tomas esa decisión'. Rehn recordó que la CE ha estado en contacto con las autoridades españolas en los últimos meses, al tiempo que opinó que el Gobierno de Mariano Rajoy considera esa eventual situación 'con una mente abierta'.

El vicepresidente de la CE recordó que cualquier demanda al Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), el fondo de rescate permanente, supone la imposición de condiciones al país demandante, y que una demanda de este tipo abre también la puerta al programa de compra de bonos del BCE. Precisamente, se baraja que España solicite el rescate como un mero formalismo, sin intención de usarlo, para activar la compra de bonos por parte del Banco Central Europeo.

A su vez, Rehn afirmó que es posible lograr el acuerdo para la creación del supervisor bancario único en la cumbre que los Veintisiete celebrarán en diciembre próximo, pese a los problemas planteados por varios Estados miembros que no ven factible que el BCE asuma esta tarea el próximo 1 de enero, como estaba previsto. 'Es realista y una cuestión de voluntad política', afirmó el vicepresidente, quien instó a los Veintisiete a trabajar 'intensamente' para hacerlo posible.