Público
Público

La UE retira su plan de encarecer los teléfonos móviles

Interrumpe su controvertido plan para introducir nuevos impuestos a los terminales, lo que hubiera elevado su precio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Unión Europea decidió el miércoles interrumpir su controvertido plan para introducir nuevos impuestos a los teléfonos móviles, dijo Suecia. El plan hubiera elevado el precio de los teléfonos móviles para los consumidores y recortado aún más las ventas de aparatos en el continente.

Suecia, que ostenta la presidencia rotativa de la UE, dijo que una gran mayoría de países habían votado por que se mantengan libres de impuestos los teléfonos móviles en la reunión del Comité del Código Aduanero.

En diciembre, la Comisión Europea envió a los países miembros una propuesta formal para reclasificar a muchos teléfonos como 'aparatos multifuncionales', lo que habría supuesto un incremento del 14% en los impuestos a los teléfonos con receptores de televisión y un 3,7 por ciento sobre los dispositivos con capacidad para navegar por Internet.

Los principales vendedores de teléfonos móviles en Europa, la finlandesa Nokia y la sueco-japonesa Sony Ericsson, y los países nórdicos se oponen firmemente a este impuesto. 'Necesitamos más productos y negocios libres de impuestos, no menos, y por ello la decisión de hoy y el respaldo alcanzado es una señal muy positiva', dijo la ministra de Comercio sueca, Ewa Bjorling, en un comunicado.

Nokia y Sony Ericsson fabrican conjuntamente prácticamente uno de cada dos teléfonos que se venden en el mundo. 'Nokia está encantada con que la Comisión tome esta decisión y que se retire la incertidumbre que rodea a este tema', dijo un portavoz de Nokia.

Mientras que los chips de GPS se usan actualmente en los teléfonos de gama alta, Nokia y otros están contemplando cada vez más usarlos en los aparatos de consumo masivo.

Para la televisión en el móvil, que apenas se ha lanzado en algunos países, un impuesto adicional del 14% sería otro golpe importante. Mientras que la industria móvil ha crecido más rápido en países con mano de obra barata, aún hay plantas de fabricación de aparatos en la UE - en países como Finlandia, Reino Unido, Hungría, Rumanía y Estonia.