Público
Público

UGT, CCOO y USO en Figueruelas deciden hoy si apoyan el preacuerdo con Magna

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las secciones sindicales de UGT, CCOO y USO en la planta de General Motors en Figueruelas (Zaragoza) decidirán hoy en asamblea si apoyan el preacuerdo alcanzado con Magna sobre el futuro industrial de la factoría, que incluye 900 despidos.

Los sindicatos UGT y CCOO fueron los únicos de los seis representados en el comité de empresa que suscribieron el preacuerdo con Magna el pasado jueves, aunque Acumagme aprobó ayer su adhesión y USO lo considera "positivo" frente a la oferta inicial, salvo por el "fracaso" de los despidos.

Los únicos que lo rechazan de plano son OSTA y CGT, el primero porque considera que la negociación sigue abierta, porque aún no se ha cerrado la fórmula y los plazos de los despidos y el plan de ahorro que tendrán que asumir los trabajadores, y el segundo porque cree "aberrante" el ajuste de personal y no está garantizado el futuro de la planta.

Por este motivo, estas dos secciones sindicales defienden que los cuatro días de huelga convocados en la planta, el 28 y 30 de octubre y el 3 y 5 de noviembre, deben mantenerse, si bien CGT se sumará a lo que decida la mayoría del comité de empresa y desconvocará los paros que ha propuesto en solitario, los mismos días.

Tanto UGT como CCOO, USO y Acumagme apuestan por desconvocar los paros al considerar que el objetivo por los que se aprobaron, forzar a Magna a negociar y a presentar una nueva oferta, se ha conseguido.

El Comité de empresa se reunirá el próximo martes para debatir sobre el preacuerdo con Magna y probablemente desconvocará la huelga con el apoyo de la mayoría de sindicatos -UGT, con 11 miembros, CCOO (8), USO (2) y Acumagme (2), de un total de 35 (CGT tiene 8 y OSTA 3, más un independiente).

El ministro de Industria, Miguel Sebastián, ya ha advertido de que si los trabajadores de la planta de Figueruelas no ratifican el acuerdo alcanzado con Magna habrá una "alternativa muy mala", porque la compañía "probablemente" tendría que optar por "desengancharse" de la factoría zaragozana.

Si el comité de empresa acuerda desconvocar la huelga, podrá comenzar la negociación, con la dirección de la factoría, de las condiciones en las que se van a producir los 900 despidos, sobre una plantilla de cerca de 7.500, y el plan de ahorro de los trabajadores.