Público
Público

Ultrasonido transvaginal ayuda a evaluar el trabajo de parto

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por David Douglas

El ultrasonido transvaginalintraparto (UTI) parece ser una forma efectiva de controlar elavance de un nacimiento en los fetos a término que se presentande cabeza, informaron investigadores en la revista BJOG.

"Dar a luz es un proceso natural, pero a veces requiereintervención médica urgente. Demostramos que el UTI brinda unaevaluación objetiva y reproducible del avance del trabajo departo de una manera relativamente simple", dijo a Reuters Healthel doctor Boris Tutschek.

El enfoque se ha empleado recientemente para estudiar elprogreso del trabajo de parto y predecir el nacimiento por víavaginal. De hecho, "el principio general incluso se haimplementado en un sistema de ultrasonido comercial".

Sin embargo, el equipo del doctor Tutschek, de la UniversidadFrauenklinik en Berna, Suiza, indica que las correlaciones de losdiferentes parámetros durante el trabajo de parto normal no sehan estudiado exhaustivamente.

Para hacerlo, los expertos utilizaron UTI para analizar a 50mujeres con embarazos normales de un solo bebé. La mayoría estabaen la segunda etapa de un trabajo de parto espontáneo normal.

El obstetra o la partera, que desconocía los resultados delUTI, realizó exámenes vaginales después de cada ultrasonido. Hubobuena repetibilidad para el uso del UTI en lo que respecta a"ubicación de la cabeza", "ángulo de descenso" y "direccióncefálica" con distintos examinadores.

El ángulo de descenso y la ubicación de la cabeza fueronintercambiables y podrían calcularse uno a partir del otro. Laubicación y la dirección cefálica cambiaron según un patróntípico a lo largo del canal de parto y el tiempo del nacimientose relacionó con la ubicación de la cabeza según el UTI.

Los investigadores indican que "el examen vaginal digital dela ubicación de la cabeza y de su posición en el trabajo de partoes dependiente del operador, y poco reproducible. Nuestros datossugieren que la ubicación de la cabeza medida por UTI sería másprecisa que el examen vaginal digital, que no puede cuantificardiferencias sutiles en la ubicación cefálica".

Los expertos instaron a que se realicen más estudios, peroconcluyeron: "Nuestros nuevos datos mejorarían nuestracomprensión del trabajo de parto normal y anormal, lo que permiteuna medición objetiva del progreso del nacimiento y brinda unabase más científica para la evaluación del trabajo de parto".

Asimismo, "nuestros resultados mejorarían la seguridad delparto asistido", señaló Tutschek.

FUENTE: BJOG, 18 de noviembre del 2010