Público
Público

UPyD pide que se ponga fin a los privilegios de los modelos vasco y navarro

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La líder de UPyD, Rosa Díez, ha pedido hoy que se ponga fin a los "privilegios" de los modelos vasco y navarro, durante una conferencia en la que ha advertido del "efecto contagio" y de la "irresponsabilidad" que supone "parcelar" la fiscalidad de España.

Díez ha hecho esta reflexión en un desayuno informativo, organizado por "Nueva Economía Forum", en la que, entre otras cosas, ha defendido, y fijado como una prioridad para salir de la crisis, la necesidad de revisar el actual modelo territorial para hacerlo viable y sostenible.

Para ello, ha propuesto un modelo de descentralización política que ha definido como "federalismo cooperativo", en el que el Estado recupere competencias básicas como la Educación, la Sanidad, el Medio Ambiente, los recursos naturales y las infraestructuras.

Ha insistido en que es el momento de "fijar los techos competenciales de cada institución y de cerrar el mapa político" en el marco de una reforma constitucional y ha abogado por estudiar algunos artículos, como los referidos al Concierto Vasco y a la Concertación navarra.

Unos puntos que "tuvieron sentido para constitucionalizar el nacionalismo, pero que han producido ruptura en la cohesión y son incompatibles con una economía globalizada", ha aseverado.

"No cabe seguir manteniendo la ficción de que hay territorios con derechos históricos que merecen mayor reconocimiento que los derechos de los ciudadanos", ha recalcado.

Y ha añadido: si "el modelo vasco y navarro no es extensible al conjunto de España, pues digamos, de una vez, que lo que no pueden disfrutar todos no es un derecho, sino un privilegio, y pongámosle fin".

Así, ha abogado por reformar la Carta Magna, con el máximo consenso y con luz y taquígrafos, para dotar de estabilidad al sistema, de forma que lo aleje "de la tentación pacto/pago permanente a cambio de unos votos".

Díez ha llamado también la atención sobre el "desapego" que existe entre los políticos y la ciudadanía, y lo ha enmarcado en la "resignación" de los primeros para acometer propuestas que consideran imposibles, pero que son necesarias.

Tras recordar que UPyD nació para responder al "cabreo" de la sociedad por esta situación, ha planteado una reforma urgente de la Ley Electoral, que introduzca mecanismos que refuercen el papel de los ciudadanos, como listas desbloqueadas, un sistema proporcional justo, la elección directa de cargos o la limitación de mandatos.

Por otra parte, ha criticado que los gestores de entidades bancarias tengan indemnizaciones millonarias, a pesar de llevar a cabo gestiones ruinosas, ante lo cual se ha rebelado para pedir que "no se acepte como bueno lo que es escandaloso".

Sobre este asunto, ha lamentado que el Banco de España no haya cumplido con su responsabilidad y ha acusado al gobernador, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, de que haya hecho muchos discursos, pero sin embargo, haya "descuidado" su tarea.