Público
Público

Uriarte califica el terrorismo de "azote inhumano" que "obstaculiza la paz"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El obispo de San Sebastián, Juan María Uriarte, ha calificado hoy el terrorismo de "azote inhumano que destroza familias y obstaculiza la paz", y ha dicho que la sociedad "rechaza cada vez con mayor rigor" este tipo de violencia.

Uriarte ha hecho esta reflexión durante la homilía que ha pronunciado en la Misa Mayor celebrada con motivo de la festividad de la Virgen, que ha tenido lugar en la Basílica de Santa María del Coro, a la que han asistido varios concejales del Ayuntamiento donostiarra.

El prelado donostiarra ha considerado que el terrorismo también "mina la esperanza de un pueblo, congela el diálogo político, viola el precepto fundamental de la convivencia humana" y desafía el "mandato" religioso de "no matar".

Ha hecho un alegato en favor de la vida en la homilía en la que ha manifestado su creciente "dolor" por "las muertes provocadas por accidentes laborales", así como por las que se producen en las carreteras "por exceso de velocidad o de alcohol" y las que resultan del "maltrato mortal" hacia las mujeres.

Uriarte también ha querido tener un recuerdo especial en esta festividad de la Virgen para "los millones de niños que mueren por malnutrición o por carencias sanitarias elementales en el tercer mundo".

El prelado ha opinado que los ciudadanos sienten "cada vez más vergüenza" por esta situación de desigualdad entre los países ricos y los pobres, y ha abogado por impulsar la "voluntad de paliar estas muertes con nuestros ahorros" y de "erradicarlas con dinero público".

Tras reconocer que "la medicina mejora y prolonga la vida humana", tanto en el aspecto físico como en el psicológico, Uriarte ha constatado que, por el contrario, los ciudadanos son "cada vez más permisivos ante el aborto", en un discurso que se ha centrado en el tema de la muerte y en la capacidad del ser humano para "afrontarla".

El obispo ha denunciado asimismo que "el nivel de sensibilidad e implicación" ante todas estas "modalidades de la muerte" es, desde su punto de vista, "manifiestamente mejorable" en la sociedad actual.

Miembros y ex componentes del Orfeón Donostiarra han interpretado el tema "Misa coralis", del compositor del Vaticano Licinio Réfice, y otras obras en el transcurso de esta celebración religiosa.