Público
Público

1-1. Un Valencia sin ideas cede un empate ante un discreto equipo danés

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Un Valencia sin ideas, que tuvo el balón pero no supo crear ocasiones de gol, cedió un empate (1-1) ante el Copenhague, un equipo danés discreto y con pocos recursos, que fue capaz de amargar el debut del equipo valenciano en la actual edición de la Copa de la UEFA.

Fue un partido de baja calidad, en el que al Valencia le faltó consistencia y en el que los argumentos del rival fueron mínimos, lo que unido al escaso ambiente de fútbol por la falta de público en Mestalla, convirtió al encuentro en un espectáculo muy deslucido.

El Valencia inició el partido con intensidad y superioridad ante un rival bien posicionado en el campo pero que apuntaba muchas carencias, sobre todo a la hora de sacar el balón, con pocos más recursos que el envío largo de su guardameta.

Este dominio local duró hasta que Edu envió un cabezazo al larguero (m.14). Tras esa acción, los atacantes brasileños del equipo danés Ailton y, sobre todo, Santín, encontraron espacios y condujeron un par de contragolpes con mucho peligro que bien pudieron acabar en gol.

No fue así más por las propias limitaciones de los jugadores del Copenhague que por la concentración de la retaguardia valencianista, que atravesó una "pájara" considerable en el tramo central del primer tiempo.

Sólo en el cuarto de hora final de este periodo se recuperó el Valencia, que volvió a tener el balón, aunque sin encontrar el camino no sólo del gol, sino de la creación de ocasiones claras a pesar del esfuerzo de todo el equipo que, incansable pero sin ideas, se marchó al descanso sin que el gol diera la sensación de estar cerca.

El Valencia se mostró tras el descanso más ofensivo, pero también más nervioso, precipitado cuando necesitaba calma y pausado cuando hacía falta meter ritmo a la jugada.

La entrada de Mata permitió que el Valencia metiera una velocidad más en su juego y pronto llegó el 1-0, que debió haber marcado Edu, quien remató solo ante el meta danés. Morientes no perdonó en el rechace.

Tras el tanto, el Valencia no se serenó y el Copenhague encontró el camino para acercarse a la meta local al contragolpe. Gracias a ello dispuso de alguna tímida opción de gol ante la portería de Renan, en la que la falta de precisión de los atacantes visitantes salvó al equipo valenciano.

En una de ellas, en un saque de banda prolongado de cabeza por el central Antonsson, llegó el empate, marcado por Santin, el atacante más incisivo del equipo danés.

De ahí al final, no pasó nada y el Copenhague se marchó con un punto como consecuencia de los deméritos de un Valencia que estuvo muy por debajo de sus posibilidades.

Ficha técnica:

1-Valencia: Renan, Miguel, Albiol, Marchena, Del Horno, Baraja (Manuel Fernandes, m.65), Edu, Pablo, Hugo Viana (Mata, m.56), Vicente y Morientes (Villa, m.71).

1-Copenhague: Christiansen, Pospech, Jorgensen, Antonsson, Wendt, Kvist, Norregaard, Kristensen (Sionko, m.62), Huntchinson, Ailton (NOrdstrand, m.87) y Santin (Würtz, m.86).

Gol: 1-0, m.61: Morientes. 1-1, m.85: Santin.

Arbitro: Knut Kircher (GER). Amonestó al visitante Pospech.