Público
Público

Varios errores provocan el pánico en la bolsa de EEUU

Los fallos de los operadores, acentuados por la psicosis griega, generan una espiral de ventas en Wall Street, que llegó a perder por momentos un 9, 1%

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

No fue, aunque inicialmente lo pareció, por el contagio de la crisis financiera de Grecia. El tremendo susto de ayer de la bolsa de Estados Unidos fue provocado, según las primeras informaciones oficiales, por 'varias operaciones erróneas' en la negociación de los valores bursátiles. Así lo explicó un portavoz del mercado de Nueva York.

El impacto de esos errores en la cotización de la bolsa de Nueva York fue inmediato y fortísimo. En apenas diez minutos, el índice bursátil Dow Jones, que recoge la evolución de las 30 principales empresas industriales del país, llegó a bajar un 9,1%, que es la caída puntual más pronunciada registrada en una sesión desde el crash de 1987.

En pocos minutos, el índice Dow Jones perdió casi 330.00 millones de dólares

Ese hundimiento representa unas pérdidas de 328.826 millones de dólares (260.491 millones de euros). El derrumbe activó los denominados stop loss (una especie de mecanismo de emergencia que cursa órdenes de venta automáticas cuando la bolsa baja de un determinado nivel) y creó una potente espiral a la baja en el precio de las acciones.

Con posterioridad, la caída fue frenándose, y al cierre el Dow Jones cedió un 3,2%, una pérdida importante, pero que queda lejos del espectacular hundimiento de horas antes.

La fortísima presión vendedora desconcertó a gran parte de los operadores, que en un primer momento, y a falta de mayor información sobre lo que estaba ocurriendo, atribuyeron el movimiento a la preocupación de los mercados estadounidenses por Grecia y por los problemas de la deuda en Europa, informa Antonio Lafuente desde Nueva York. Aunque esta explicación fue luego desmentida por la versión oficial, la psicosis de la crisis griega, que está provocando fuertes turbulencias en los mercados europeos, pudo haber amplificado el hundimiento, según fuentes del mercado.

La cotización del euro prolonga su hundimiento frente a la del dólar

No está claro cómo se produjeron los errores en la negociación. Sin embargo, la cadena de televisión CNBC apuntaba que podría haberse tratado de un error meramente tipográfico (fat finger, o dedo gordo, según la expresión en inglés). La misma cadena especuló con la posibilidad de que un operador hubiese pulsado por error en el teclado la letra b de billions (miles de millones) en lugar de la m de millions (millones).

La caída de la bolsa de Estados Unidos no fue el único movimiento brusco del día en los mercados. En Europa, los nervios continuaron. En el mercado de divisas, el dólar volvió a actuar como valor refugio y la fuga de capitales hacia el billete verde provocó un nuevo desplome de la moneda única europea. Al cierre de esta edición cotizaba a 1,26 euros.

En los mercados de acciones, las bolsas europeas cerraron con caídas en torno al 2%, excepto el mercado alemán que sólo retrocedió un 0,84%. Como viene siendo habitual, entre los más castigados estuvo el Ibex 35, que perdió otro 2,93%, con lo que la caída acumulada durante esta semana negra alcanza ya el 10,8% . El sector financiero estuvo otra vez a la cabeza de las caídas. Ayer, con un motivo añadido: la agencia de calificación crediticia Moody's advirtió que podría rebajar el rating al sector en los países de la zona periférica del euro debido a su alta exposición a los problemas de deuda pública. Todos los bancos españoles perdieron más de un 4%. En cualquier caso, el mercado más castigado ayer fue el italiano, que se desplomó un 4,27%.