Público
Público

Varios pasajeros de avión de Ryanair llegarán a Barcelona en autocar

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Varios de los pasajeros del avión de Ryanair que hizo anoche un aterrizaje forzoso en Francia llegarán hoy a Barcelona en autocar, mientras que el resto del pasaje ya llegó en otra aeronave, señaló hoy un portavoz de la empresa.

Un portavoz de Ryanair dijo hoy a Efe que la mayoría de los 168 pasajeros del aparato fueron trasladados hoy al aeropuerto de Girona en otro avión de la compañía que se desplazó esta madrugada desde el aeropuerto londinense de Stansted a Limoges (Francia).

En tanto, los 16 hospitalizados por dolores de oído, junto con cinco de sus familiares, y otras 18 personas que optaron por no volar, serán llevados esta tarde a Barcelona en autocar.

La fuente agregó que los ingenieros han revisado el aparato -vuelo FR9336- y han confirmado que las máscaras de oxígeno funcionaron bien cuando la aeronave sufrió una perdida de presión.

Ryanair se pondrá en contacto hoy con todos los pasajeros para expresar sus disculpas por lo ocurrido.

La aerolínea ha puntualizado que ha informado del incidente a las autoridades de aviación irlandesa y francesa y que se iniciará una investigación completa sobre los problemas sufridos por el avión.

Según la compañía, el aparato, que había partido del aeropuerto de Bristol (oeste inglés), fue desviado a Limoges como medida de precaución.

"Como medida de precaución, el comandante descendió y desvió el avión al aeropuerto de Limoges hacia las 23.30 hora local francesa (21.30 GMT). Los 168 pasajeros desembarcaron bien tras el aterrizaje", agregó la empresa.

Entre los pasajeros estaba el explorador del Ártico Pen Hadow y su mujer Mary, junto con sus dos hijos.

Hadow, famoso por ser el primer hombre en caminar solo desde la costa norte de Canadá hasta el polo norte en 2003, dijo a los medios británicos que muchos pasajeros estaban en estado de conmoción y algunos lloraron de alivio cuando el avión aterrizó.

Hadow se quejó de que no hubo ningún anuncio sobre el problema y que algunas máscaras de oxígeno no funcionaban.

"La mía no se llenaba de oxígeno y tampoco la de mi hijo (...), miré a la mujer que estaba a mi izquierda y la de ella tampoco se llenaba", relató Hadow a los medios británicos.