Público
Público

Veinte muertos en la explosión de un coche bomba en Pakistán

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La explosión de un coche bomba provocó al menos 20 muertos y decenas de heridos el viernes en la ciudad del noroeste paquistaní de Peshawar, dijeron las autoridades.

La explosión ocurrió cerca de un centro de la comunidad chií en una populosa zona de la ciudad. Un edificio se derrumbó entre las llamas, y varias viviendas resultaron gravemente dañadas.

"Sacudió la zona entera como un terremoto", dijo el residente Rahim Gul mientras trataba de retirar escombros con las manos. "Fue una explosión enorme y terrible. Cuando llegamos allí todo estaba en llamas. Había escombros por todas partes".

Khizar Hayat, el jefe médico del principal hospital gubernamental de la ciudad, dijo que al menos 20 personas habían muerto y que 50 resultaron heridas, 20 de ellas graves. Además pidió a los residentes que donaran sangre para los heridos.

La explosión fue causada por un coche cargado de explosivos aparcado cerca de la asamblea. La policía dijo que no está claro si los explosivos fueron detonados por un suicida o por control remoto.

El jefe policial de la provincia de la frontera noroeste, Malik Navid Jan, dijo que la bomba contenía entre 20 y 25 kg de explosivos.

Grupos extremistas suníes han lanzado en las últimas semanas varios ataques con disparos y bombas contra la minoría chií, en medio de un empeoramiento de la violencia sectaria en el noroeste del país.

Previamente el viernes, un suicida que conducía un coche bomba dejó al menos seis muertos en un ataque aparentemente dirigido contra chiíes de la región pastún de Orakzai, también en el noroeste del país.

El suicida se aproximó a un consejo tribal, o yirga, convocado por los chiíes para resolver una disputa con suníes.

"El suicida intentó conducir contra un mercado donde se estaba celebrando la reunión, pero hizo estallar su coche cuando la policía trató de detenerle en un puesto de control", declaró un agente oficial de inteligencia que declinó ser identificado.

Una fuente gubernamental dijo que siete personas murieron en el ataque en Kalaya, la ciudad principal de Orakzai, mientras que un residente, Mohamad Hanif, dijo que había seis cadáveres en el lugar.