Publicado: 06.05.2014 12:36 |Actualizado: 06.05.2014 12:36

Veteranos soviéticos toman el mando de la defensa de Slaviansk

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"¿Cómo puede ser tan efectiva la resistencia de Slaviansk? Porque aquí hay veteranos de las fuerzas especiales soviéticas". Tal y como informa Alberto Sicilia desde el bastión de las fuerzas prorrusas, el rápido alzamiento en armas y despliegue de las fuerzas rebeldes de Slaviansk se debe a la experiencia militar de sus miembros. Muchos de ellos se enfundaron uniformes soviéticos antes de la caída de la URSS en 1991.

El diario estadounidense The New York Times corrobora esta información en un reportaje sobre el terreno, en el que sigue los pasos de la 12ª compañía rebelde, involucrada en la defensa de la sitiada de Slaviansk. Su líder, un ucraniano entrado en los 50, fue un comandante de las fuerzas especiales soviéticas con experiencia en Afganistán, entre otras operaciones militares. Está al mando de 119 hombres que cuentan desde poco menos de 20 años hasta más de 50. Todos ellos hablan de su experiencia militar anterior, ya sea en el ejército soviético o en la infantería ucraniana. "No hay moscovitas aquí", afirma el líder rebelde. "Yo tengo experiencia suficiente".

"No hay rusos al mando aquí. Yo tengo experiencia suficiente", afirma un líder rebelde  

Las fuerzas prorrusas discrepan sobre la solución para el conflicto. Algunos se conforman con la federalización de Ucrania, mientras otros van más allá y combaten por la independencia del territorio e incluso su anexión a Rusia. A todos les une un fuerte recelo sobre el actual Gobierno de Kiev. "En Kiev nos llaman separatistas y terroristas pero para la gente de aquí somos defensores, protectores", continua Yuri, el único nombre que el comandante rebelde proporciona a los reporteros.

"En el oeste de Ucrania ya han mostrado su verdera cara: nazis, fascistas", afirma. "Destruyeron monumentos de Lenin, atacaron nuestra historia. Vivir en el mismo país que ellos no tiene sentido". Mientras se reanudan los combates en Slaviask, que empieza a notar la carestía de alimentos debido al cerco, el ministro del Interior del país ha manifestado que las bajas entre los rebeldes llegaron a 30 durante el día de ayer. Los prorrusos reconocen muchas menos y solo cuentan 4 caídos, los mismos que el ejército leal a Kiev. 

La organización de defensa y promoción de los derechos humanos Human Rights Watch (HRW) ha solicitado la liberación inmediata de los prisioneros que las fuerzas prorrusas mantienen recluidos a lo largo del este de Ucrania. Algunos de los liberados han descrito "palizas brutales" propinadas por sus captores.

"Hombres armados afiliados a la fuerzas contrarias al Gobierno de Kiev han estado capturando activistas, periodistas y funcionarios locales", ha manifestado Anna Neistat, directora asociada de HRW. "Algunos de los que han sido liberados están heridos, mientras que el estado de las docenas que personas que continúan cautivas es desconocido". Neistat ha recordado que las leyes que protegen los derechos fundamentales continúan en pie en toda Ucrania, sea cual sea la ideología de las fuerzas que controlen la zona.

La organización pro derechos humanos ha documentado varias detenciones realizadas por las fuerzas rebeldes. El 4 de mayo capturaron a 6 personas, de las que 4 eran miembros de la junta municipal del pueblo de Novogradovka. Tres días antes, los prorrusos apresaron a algunos miembros de la junta electoral de Konstantinovka, cuyo paradero y estado físico sigue siendo desconocido.