Público
Público

Vigo pide que le devuelvan a los suyos

Miles de personas se manifiestan para pedir la liberación de los tripulantes gallegos del 'Alakrana'

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Miles de personas se manifestaron esta tarde en Vigo para pedir la liberación de los marineros retenidos desde hace 37 días en el atunero vasco Alakrana en una marcha que se prolongó por espacio de una hora.

La marcha, que partió con una pertinaz lluvia de la Plaza de España, recorrió la Gran Vía hasta la Plaza de América, bajo el lema 'Liberad a nuestros marineros ya' y carteles con mensajes como 'Chacón Solución ya', 'Nuestros marineros en casa ya' o 'Garzón a Somalia'.

En declaraciones a Efe, Antonio, hermano de Pablo Costas, uno de los tripulantes secuestrados, afirmó que el apoyo 'de tanta gente' es 'importante' para las familias y una 'ayuda' para que el Gobierno 'se dé cuenta de que aquí pasa algo gordo', porque 'esta movilización social ha contribuido a un cambio', remarcó.

Mientras, Paulino Veiga, cocinero de relevo del buque, recalcó a Efe que este tipo de manifestaciones 'contribuyen' a que 'el Gobierno agilice las cosas' y apuntó que cree que hoy puede ser el 'punto de partida de un avance, de un cambio en las cosas'.

En Bermeo, los vascos también se echaron a la calle por los suyos, acompañados por el sonido de las sirenas de los barcos del puerto vizcaíno, donde tiene su sede la rmadora del buque.

En la marcha, que recorrió los dos kilómetros que separan la Plaza de España de la Plaza de América, participaron familiares de los marineros secuestrados, como Silvia Albés, mujer del marinero Pablo Costas; Cristina Blach, hija del patrón del barco y otros familiares de marineros procedentes de los municipios coruñeses de Boiro y Ribeira y del pontevedrés de Valga.

También participaron autoridades como el conselleiro de Presidencia de la Xunta de Galicia, Alfonso Rueda; la conselleira del Mar, Rosa Quintana; la diputada del Partido Popular, Ana Pastor; el portavoz nacional del BNG, Guillerme Vázquez y el alcalde de Vigo, Abel Caballero, entre otros.

Al llegar al punto de conclusión de la marcha, la hija del patrón del barco, Cristina Blach, leyó un manifiesto en el que pidió a los partidos políticos que 'no utilicen' el secuestro del Alakrana para 'lanzar reproches' y les solicitó 'la misma unidad' que 'mueve' a las familias de las '36 personas que están sufriendo'.

'Pedimos a la Justicia que nos mire y sopese si el hecho de juzgar a dos personas no hará sino incrementar el sufrimiento de las víctimas', dijo, al tiempo que solicitó que los dos piratas somalíes retenidos en España 'regresen a su país'.

Posteriormente, Cristina Blach apuntó en declaraciones a los periodistas que los familiares de los secuestrados se han sentido 'arropados' en esta marcha y reiteró su petición a la Justicia para que, 'si encuentra un resquicio para poder devolver a estos marineros a Somalia, que nos ayuden y que intenten ponerse en nuestro lugar'.

'Les rogamos que busquen un resquicio dentro de la legalidad y de los acuerdos internacionales para poder devolver a los dos somalíes retenidos en España', sostuvo, al tiempo que consideró que la situación 'cambió, el escenario ahora es distinto' por lo que es necesario 'actuar de manera distinta'.

Por su parte, la conselleira del Mar de la Xunta de Galicia, Rosa Quintana, comentó que el hecho de que hayan devuelto al barco a los tres marineros trasladados a tierra el jueves 'debe significar que la cosa va un poco mejor. Espero, de corazón, que esto se termine'.

Mientras, el conselleiro de Presidencia, Alfonso Rueda, destacó que la movilización ha servido para demostrar una 'unión' con el 'objetivo común' de que los marineros retenidos en Somalia 'vuelvan a casa cuanto antes, que es lo que pide todo el mundo'.

'Tenemos que seguir unidos en este objetivo y hasta que vuelvan a casa no parar de pedir su libertad cuanto antes y dando un ejemplo de unidad, como el que hemos dado hoy todos aquí', puntualizó Rueda, quien abogó porque todas las fuerzas políticas 'empujen por el objetivo de que vuelvan a sus hogares cuanto antes'.