Público
Público

Zapatero asegura que la banca española no necesitará dinero público

La eurozona reconoce los "pasos importantes" de España contra la crisis

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Unión Europea logró esta madrugada un acuerdo 'equilibrado' sobre la recapitalización de la banca, a pesar de que cinco entidades españolas (Santander, BBVA, La Caixa, Bankia y Popular) necesitan 17.000 millones de euros adicionales. Según el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, la banca española 'no tendrá necesidad de acudir a la ayuda pública', bien sea a través del Fondo para la Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) del Estado o del fondo de rescate europeo.

El presidente aseguró que la cifra de 26.161 millones de euros que según la Autoridad Bancaria Europea necesitan las cinco entidades más grandes en España no tiene en cuenta las obligaciones convertibles, que aligerarán la factura en un 9.000 millones de euros. Según el jefe del Ejecutivo, que España tenga unas necesidades muy superiores a las de Alemania (5.184 millones) o Francia (8.844 millones) se explica porque 'el sistema bancario es mayor de lo que pesa nuestra economía', ya que España tiene dos bancos (Santander y BBVA) entre los cinco mayores de la zona del euro.

La eurozona reconoce los 'pasos importantes tomados por España para reducir su déficit

La banca tiene hasta el 30 de junio de 2012 para presentar un plan de recapitalización, pero 'su solvencia está bastante contrastada', según aseguró el presidente a pregunta de Publico.es. Para él, los bancos tienen 'sin duda capacidad' suficiente para afrontar los nuevos requisitos. Zapatero confirmó además que la valoración de la deuda soberana a precios de mercado tendrá un impacto de 'algo más del 2%' y que en los criterios definitivos se han incluido 'los préstamos al sector público', algo que, sin embargo, 'no debe afectar a la capacidad de préstamo del Estado'.

Tras el acuerdo de esta madrugada, España espera poder financiarse 'a unos tipos de interés más razonables' y acabar con la inestabilidad en los mercados de deuda. El pacto, que incluye aumentar hasta 'un billón de euros como mínimo' la capacidad del fondo de rescate y aplicará una reducción de la deuda griega del 50%, es una 'solución satisfactoria' que contribuirá a 'fortalecer la confianza'. Según Zapatero, una vez solucionado definitivamente el problema de Grecia, la calma a los mercados no debería tardar en llegar.

En su documento de conclusiones, la eurozona reconoce los 'pasos importantes tomados por España para reducir su déficit presupuestario, reestructurar su sector bancario y reformar el mercado laboral', así como la modificación de la Constitución para incluir un tope al gasto público. Zapatero agradeció la mención, aunque recordó que queda mucho por hacer, en particular por la 'elevada tasa de paro', que los líderes europeos llaman a combatir.