Público
Público

Zapatero avisa a Israel de que su camino no llevará la seguridad a su pueblo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha advertido hoy al gobierno israelí que su actuación en el conflicto con Palestina no es el camino que llevará a su pueblo a la paz y a la seguridad.

En una declaración institucional en el Palacio de La Moncloa con motivo del conflicto entre Israel y Palestina, Zapatero ha expresado su "enérgico rechazo" tanto a las conductas "irresponsables y provocadoras" de ruptura de la tregua, como a las reacciones "absolutamente desproporcionadas y contrarias" al derecho internacional humanitario.

Zapatero ha hablado con el presidente francés, Nicolás Sarkozy, y con el primer ministro turco, Recep Tayip Erdogan, con quienes ha acordado la necesidad de coordinarse para "presionar conjuntamente" en todos los ámbitos internacionales y pedir un alto el fuego inmediato, "que es lo que exige el Gobierno de España".

Tras reiterar su condena a la "espiral" de violencia y de "destrucción", Zapatero ha dicho que "unas y otras" conductas sólo conseguirán sumir a la región y a sus pueblos en la "desesperanza y en la frustración", y ha reafirmado el principio "irrenunciable" de que la población "no puede ser tomada como rehén de los conflictos políticos".

Ha considerado que "no hay una solución militar" a la crisis y desde la "amistad" que mantiene con el Gobierno de Israel, se ha dirigido a sus responsables para decirles que "éste no será el camino que lleve a la paz y a la seguridad a su pueblo", lo que trasmitirá a su primer ministro, Ehud Olmert.

"La seguridad es vital para Israel y los ciudadanos, pero poner esta conquista en la fuerza de las armas sin atender a los daños enormes e irreparables a la población inocente, es un camino sin salida", ha apostillado.

A su juicio, es necesario "abrir un espacio urgente para la política y la diplomacia" y para el respeto a una legalidad que la comunidad internacional "debe saber imponer con la misma contundencia a todas las partes".

Zapatero ha dado instrucciones al ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, para que, "haciendo valer toda la capacidad de interlocución de España en la región", pueda contribuir a estabilizar la situación, haciendo llegar también al pueblo palestino ayuda humanitaria.

Ha añadido que en su conversación con Sarkozy y Erdogan, han acordado recabar el compromiso de todos aquellos que "han desempeñado y deben seguir desempeñando" un papel en la crisis, "comenzado con los países árabes amigos".

Se ha mostrado de acuerdo en que la UE, en colaboración con sus socios en la región, debe impulsar una iniciativa eficaz y operativa, así como en la necesidad de poner en marcha un mecanismo internacional de coordinación y supervisión del alto el fuego para garantizar la seguridad de la población israelí y para permitir a la población palestina una vida digna en Gaza.

Zapatero ha expresado la disponibilidad de España para participar en ese mecanismo, "sea cual sea la forma que adopte", ya que la situación exige "retomar la senda de la reconciliación palestina bajo su legitimidad internacionalmente reconocida y restablecer la plena normalidad de los pasos fronterizos".

Este será uno de los contenidos de la entrevista que mantendrá en los próximos días en Madrid con el presidente de la autoridad palestina, Mahmud Abbás.

"Cada vez que se recrudecen las hostilidades, retrasamos el tiempo de la solución, que es la paz a través del diálogo político, del reconocimiento de los dos estados, de fronteras justas, de respetar las resoluciones de la ONU y de un horizonte de convivencia", ha señalado.

Dados los "estrechos lazos" que mantiene España con todas las partes, el Gobierno trabajará "incansablemente" en pro de la paz, para detener esta "grave crisis" y para evitar "conflictos, tensión y radicalización".