Público
Público

Zapatero, Fomento y Defensa acuerdan habilitar controladores aéreos militares

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro de Fomento, José Blanco, avanzó hoy que ha acordado junto con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y la ministra de Defensa, Carmen Chacón, habilitar a controladores aéreos militares para que trabajen en torres de control civiles en "situaciones excepcionales".

En declaraciones a la cadena Ser, Blanco explicó que se requiere una orden del presidente del Gobierno para que el personal militar pueda ocupar puestos de trabajo en los aeropuertos civiles, pero que previamente éstos tienen que estar habilitados.

El objetivo de esta medida es, según el ministro de Fomento, el establecer un "modus operandi alternativo" para garantizar el tránsito aéreo en España.

Apuntó que las causas como el estrés, la ansiedad o la depresión que aducen los controladores aéreos para justificar sus bajas médicas son "incompatibles" con las condiciones que deben reunir estos profesionales, y avisó de que si estos motivos se reiteran "probablemente" haya nuevas pruebas para los controladores en activo, ya que "podemos estar ante personas que no están capacitadas para desempeñar ese trabajo".

Asimismo, anunció que la Seguridad Social ya ha comenzado con las inspecciones de trabajo para investigar las causas de las bajas médicas, y que si se confirma que éstas no estuvieron justificadas "puede haber despidos", dado que la ley así lo prevé.

Además, Blanco criticó que la forma "abusiva" de protesta que los controladores realizan cuando "mas daño" hacen a la economía, al país y las compañías aéreas, no se corresponde con sus condiciones laborales.

Así, indicó que los controladores no trabajan más horas que el año pasado aunque reconoció que cobran menos al no facturar las horas extraordinarias las cuales, indicó, suponían antes un tercio de las horas trabajadas y se cobraban al triple que las ordinarias. "Parece que el dinero da salud", opinó.

Respecto a la jornada de hoy, Blanco informó que en el aeropuerto del Prat en Barcelona, el 32 por ciento de los controladores no ha acudido a su puesto de trabajo y que han tomado medidas para asegurar que el retraso medio de los vuelos sean de unos veinte minutos.