Público
Público

Zapatero no cambiará los impuestos en su mandato

No descarta que el cambio se introduzca en el próximo programa electoral del PSOE pues "habrá un antes y un despu&eacu

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ejecutivo no tiene intenciones de reformar la política fiscal. Así lo ha anunciado hoy el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, descartando cambiar los impuestos en lo que resta de su legislatura. Al mismo tiempo ha dicho que el programa electoral del PSOE, que se debatirá en otoño en una conferencia política, 'es otra cosa' por lo que no puede descartar una puerta abierta en este sentido en un futuro.

Así, ha querido responder a las declaraciones hechas por miembros de su Gobierno y del partido, que presentaban o comentaban la eventual necesidad de reformar el marco impositivo, apoyando las palabras de la vicepresidenta económica, Elena Salgado, que ya habló en este sentido.

Para Zapatero existen 'dos planos' diferenciados: el del Gobierno, que no tiene 'ninguna previsión de modificación impositiva en este periodo'; frente al del partido, que se posicionará y presentará su decisión en otoño.

Se debe ser 'más exigentes' en los niveles de responsabilidad al conceder créditos, pero sin llegar a la sequía actual.

El presidente del Gobierno ha aprovechado su intervención en la Moncloa junto al presidente de la República de Haití, Michael Martelly, para matizar las críticas que hizo Rubalcaba en relación a los excesos cometidos por la banca en el pasado al conceder hipotecas.

Según Zapatero, la situación ha pasado de un extremo a otro y la solución se encuentra en la búsqueda de un equilibrio vía garantías entre dos alternativas: que la banca 'no dé crédito o que lo de excesivamente'. Hay que ser 'más exigentes' en los niveles de responsabilidad al conceder créditos pero sin llegar a la sequía actual, ha aclarado.

'Estábamos gastando el futuro en vez de producirlo' y los hechos han demostrado después que era un 'camino equivocado', ha apuntado. A su juicio, la meta a alcanzar reside en unos salarios más dignos, economías más competitivas y 'poner orden donde se ha demostrado que la excesiva libertad genera desorden'.

Aún habiendo matizado sus declaraciones, Zapatero no ha dudado en expresar su confianza en el discurso que Alfredo Pérez Rubalcaba realizó el pasado sábado, hasta el punto de afirmar que 'habrá un antes y un después' de Rubalcaba.

Ha pedido que se respete el momento en el que el vicepresidente decida dejar sus cargos. Su salida del Gobierno se llevará a cabo en el momento oportuno, y 'todo será prudente y moderado', ha recalcado.