Público
Público

Zapatero y Rajoy defienden la libertad de prensa para preservar la democracia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el líder del PP, Mariano Rajoy, han coincidido hoy en una defensa del periodismo libre como requisito indispensable para controlar el poder y preservar la democracia.

Ambos han pronunciado sendos discursos en la séptima edición de los premios de periodismo del diario "El mundo", concedidos a Manu Leguineche -galardón "Reporteros del mundo"- y a los italianos Gian Antonio Stella y Sergio Rizzo -"Columnistas del mundo"-, autores del libro "La Casta".

Zapatero y Rajoy han compartido mantel con los directivos de "El Mundo" y de Unidad Editorial, y a la misma mesa se han sentado la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y el alcalde, Alberto Ruiz Gallardón.

El jefe del Ejecutivo se ha mostrado convencido de que donde hay una prensa valiente y donde el pluralismo informativo está asegurado prevalecen los valores cívicos y ha subrayado el "papel esencial del periodismo libre".

Al elogiar la honestidad de Leguineche, ha criticado "a los derrotistas del nada vale" que perviven en un país que, a su juicio, debe sentirse satisfecho de los logros alcanzados.

Zapatero ha reconocido sus discrepancias con el director de "El mundo", Pedro J. Ramírez, pero ha recordado que los dos coinciden en su admiración por la democracia americana, que vive "uno de sus particulares momentos radiantes".

En este contexto, ha pedido que se exprese esa misma admiración por la democracia española -"no nos faltan motivos", ha dicho- , donde se ha robustecido el pluralismo informativo y en la que el Gobierno ha garantizado "más que nunca" la independencia de los medios públicos.

Por su parte, el líder del PP ha elogiado el libro de Rizzo y Stella sobre las malas prácticas y el despilfarro de la clase política italiana y ha recordado que no hay que irse a Italia para encontrar "comportamientos escasamente ejemplares".

En España, ha denunciado, hay "Audis tuneados, despachos redecorados a precio de oro y onerosísimas contribuciones a causas puramente ideológicas".

No obstante, ha reconocido que esos comportamientos fueron mucho más frecuentes en el pasado y ha estimado que la denuncia de aquellos hechos se ha convertido en una "vacuna duradera".

A su juicio, la prensa libre es un elemento imprescindible para el control del poder y cuando renuncia a ese papel todo el sistema se resiente.

Pedro J. Ramirez, tras afirmar que era "un lujo y una satisfacción" ven juntos al presidente del Gobierno y al líder de la oposición, ha calificado a Leguineche de "figura emblemática que asume el riesgo como parte intrínseca del periodismo" y ha elogiado a los periodistas italianos por haber sido capaces de "plantar cara al conjunto de la clase política de su país".