Público
Público

Zorita, comarca olvidada

El alcalde de Almonacid de Zorita denuncia que, tres años después del cierre, la mayor parte de los 35 programas siguen sin ejecutarse

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Cuarenta y cinco días antes del 30 de abril de 2006, fecha del cierre de la central nuclear de José Cabrera (en Almonacid de Zorita, Guadalajara), se firmó el Pacto por el Desarrollo de la Zona de Influencia de la central nuclear 2006-2015. Tres años después, la mayor parte de los 35 programas y medidas siguen sobre el papel. 'El Plan Zorita fue un engaño', afirma el alcalde de Almonacid de Zorita, Gabriel Ruiz del Olmo (PP), quien ha visitado Santa María de Garoña recientemente y ha aconsejado a los alcaldes de la zona 'que no se dejen engañar', porque cuando oye hablar de planes alternativos y de desarrollo de municipios con centrales nucleares le 'da la risa'.

El Plan Zorita está firmado por la Diputación de Guadalajara, los 26 municipios del área de influencia de la central, Enresa, la Confederación de Empresarios de Guadalajara, CCOO, UGT, la Subdelegación del Gobierno de Guadalajara, la Delegación de la Junta de Guadalajara y la Consejería de Industria y Tecnología. Sin embargo, según Ruiz del Olmo, ninguno ha hecho los deberes, salvo el titular de la planta, Unión Fenosa, que paga los mismos impuestos que cuando la central funcionaba.

Las actuaciones ya ejecutadas, según la Junta, son una agencia de desarrollo, la cobertura con banda ancha y telefonía móvil de todos los municipios, un centro de salud en Modéjar, reformas de los consultorios locales de Albalate de Zorita, Almoguera y Moratilla de los Meleros, cinco viviendas para mayores, ocho residencias de mayores (siete privadas y una municipal), el servicio de ayuda a domicilio o teleasistencia, y el Museo del Cáñamo.

El alcalde critica que ninguna administración ha aportado el dinero prometido: 'El Gobierno tenía que destinar dos millones de euros al año y ni con el PP ni con el PSOE ha llegado nada; la Diputación de Guadalajara tampoco ha dado nada y la Junta de Castilla-La Mancha sólo ha aportado 1,5 millones, porque de los 20 millones que dicen que han dado, aquí no hemos visto nada'.

Según el plan, los presupuestos de la Junta de Castilla-La Mancha 'han previsto inversiones en la comarca por 20,4 millones' para 2006-2008, y otros 10,3 millones para 2009. Las inversiones, sobre el papel, incluyen acondicionamiento de carreteras y señalización, construcción de viviendas, infraestructuras hidráulicas, ampliación de un colegio, recuperación de un castillo y una iglesia, una oficina de empleo, una planta fotovoltaica y la cubierta de dos pistas deportivas.

'También prometieron una autovía de Guadalajara a Toledo en 2008, y nada', indica Ruiz del Olmo, que apunta que sólo cinco de los 26 municipios siguen presentando proyectos, porque el resto se ha cansado de esperar las ayudas prometidas.

La plantilla actual de la central de Zorita, propiedad de Unión Fenosa, asciende a 60 trabajadores, la mitad de los que había cuando la central estaba en operación. Ningún trabajador fue despedido y la mayoría, salvo alguna jubilación, se recolocaron en otras centrales de ciclo combinado o hidráulica de la compañía, informan fuentes de la empresa.

Los 26 municipios de la comarca de Zorita tenían en 2008 una población de 15.301 personas, un 6,26% más que en 2006.

Castilla-La Mancha tenía un presupuesto de 20,4 millones, repartidos en 6,1 millones en 2006; 5,5 millones en 2007 y 8,5 millones en 2008, para la zona.