Público
Público

Apple rechaza la oferta de Samsung en el caso de las tabletas en Australia

La compañía de la manzana anunciará hoy sus novedades en dispositivos y software

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Antes del anuncio de las novedades de Apple para esta temporada, que se produce esta tarde, la compañía de la manzana ha rechazado una oferta de la surcoreana Samsung Electronics para solucionar su disputa en torno a las tabletas en Australia, esperando una importante victoria en las cortes en medio de su campaña mundial de demandas por propiedad intelectal. Apple sostiene que la línea Galaxy de teléfonos móviles y tabletas de Samsung copió 'ciegamente' a su iPhone e iPad y ha lanzado una batalla legal mundial que podría dañar a una de las empresas surcoreanas de crecimiento más rápido. Samsung rechaza las acusaciones y ha respondido con otras propias.

La Galaxy, que funciona con el sistema operativo Android de Google, está considerada como el mayor reto a los dispositivos de Apple, que ya logró bloquear la venta de la tableta Galaxy en Alemania y de algunos modelos de 'smartphone' de Samsung en Holanda. Una victoria en Australia podría dañar el intento de la surcoreana de reducir la brecha con la estadounidense en el mercado mundial de tabletas, a la espera de otra importante sentencia en EEUU la semana que viene.

Las dos empresas se han demandado en nueve países sobre 20 casos. En EEUU ha pedido que se prohíban las ventas del nuevo iPhone de Apple. Samsung hizo una oferta a Apple la semana pasada, prometiendo ayudar a garantizar una sentencia rápida a cambio de poder lanzar inmediatamente la tableta Galaxy 10.1 en Australia, pero Apple respondió en la corte federal que la propuesta no suponía la base para un acuerdo.

'Es algo que no aceptamos y no es una sorpresa. La principal razón de que estemos aquí es para evitar el lanzamiento (del Galaxy 10.1) y mantener el status quo', dijo el abogado de Apple Steven Burley en la sala. Burley agregó que Samsung debería aceptar un rápido procedimiento judicial, sin imponer condiciones. La empresa esperaba lanzar la nueva tableta a finales de agosto o primeros de septiembre, pero se ha visto retrasado a la espera de la decisión judicial. La semana pasada, acordó retirar dos prestaciones de la Galaxy 10.1 que supuestamente violan las patentes de Apple, limitando la disputa a la patente sobre la tecnología de pantalla táctil.