Público
Público

Cabalgando rayos de luz por el espacio-tiempo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Es posible viajar a las estrellas próximas en menos de ocho años. Al corazón galáctico, en 21. A Andrómeda, en 28. Y se podría circunnavegar el universo conocido en unas décadas.

No, estas cifras no son erróneas. Tal sería el tiempo real transcurrido a bordo, siempre que tengamos una nave capaz de viajar cerca de la velocidad de la luz y no nos importe realizar un vuelo sólo de ida al futuro. Para el resto del universo pasarían miles, millones o miles de millones de años. Se puede ir a otra galaxia y volver dentro del tiempo de vida humano; pero a nuestro retorno, la gente que conocimos habría desaparecido hace mucho y, si el viaje ha sido además muy largo, aquí ya no quedaría nada para ver.

El viaje en el espacio y el tiempo es en bici y en Vespa

Esta compresión temporal por velocidad observada todos los días a pequeña escala, por ejemplo, en los aviones y satélites es una de las muchas conclusiones asombrosas de la Teoría de la Relatividad de Einstein, que Carl Sagan explora en este episodio de Cosmos: Viajes a través del espacio y el tiempo. Aunque suene raro, este universo sólo tiene sentido si la velocidad de la luz constituye un límite absoluto; pero, al mismo tiempo, lo que parece un problema contiene posibilidades y enseñanzas extraordinarias.

Viajes a través del espacio y el tiempo es un delicioso paseo en bici y Vespa (sí, en Vespa) por entre las posibilidades de realizar viajes interestelares e intergalácticos que, de paso, nos permite comprender los fundamentos de la Relatividad, las cosas que ocurren cerca de la velocidad de la luz y la manera en que el universo evoluciona a lo largo de estos inmensos periodos de tiempo. Y también por el aprendizaje que nos permitió soñar cosas semejantes.

El episodio está más adelantado a su tiempo que el mismo presente. Sólo cabe añadir las posibilidades derivadas de los llamados agujeros de gusano. Recordemos que cuando se rodó Cosmos, hace 30 años, la gente estaba pensando en estos asuntos y hasta tenían transportes comerciales supersónicos para comparar.

El episodio, rodado hace 30 años, se adelanta a su tiempo

Todo esto, en un resumen brevísimo, es lo que se encuentra en Viajes a través del espacio y el tiempo. Quien haya soñado alguna vez con ello no se lo puede perder, pues aporta respuestas sobre todo ello y, además, nuevas y mejores preguntas.