Público
Público

Cinco años para implantar la alta definición

Los expertos analizan los retos que supone extender la nueva tecnología 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Una vez culminada la transición a la Televisión Digital Terrestre (TDT), toca afrontar un nuevo reto: la alta definición (HD). El apagón analógico hizo que se esfumaran las preguntas sobre los descodificadores y el miedo a quedarse sin tele. Pero ahora se abren las dudas sobre cómo acceder a contenidos en alta definición, un sistema que hace que la televisión 'se vea mucho mejor, porque el espectador aprecia todos los detalles, y tiene más posibilidades para el audio', según explica Pere Vila, director de Planificación e Innovación Tecnológica de RTVE.

La clave de la alta definición es, por tanto, la sensación de realismo que aporta, pero para acceder a ella serán necesarios una serie de cambios, ya que, según recuerda Eladio Gutiérrez, ex presidente de Impulsa TDT, los usuarios de televisores que no tienen un descodificador interno de alta definición 'no podrán ver esta señal y tendrán que dotarse de un descodificador externo, o bien comprar televisores que tienen la alta definición incorporada, además de modificar las antenas colectivas sintonizando unos nuevos canales'. Por todo ello, augura que los próximos cinco años serán un periodo 'de modificaciones' en el que el reto residirá en 'saber informar a los ciudadanos de las nuevas ventajas'.

Cuatro millones de hogares ya tienen televisor con sintonizador HD

A pesar de que la mayoría de las emisiones son en pruebas, la carrera por la HD ya ha empezado, a juzgar por los datos: desde mayo de 2008 cuando se inició la comercialización de televisores con sintonizador para HD incorporado hasta mayo de este año, cuatro millones de hogares en España se han hecho con un receptor de este tipo, según explica Jesús Casado, coordinador de la comisión de televisión y radio digital de Asimelec la asociación que agrupa a la industria de la electrónica. Además, su previsión es que para cuando finalice 2010 esta cifra ascenderá hasta los siete millones. Para formar parte de este grupo, los usuarios deben afrontar un desembolso de entre 400 y 2.900 euros, o bien abonar entre 69 y 99 euros para tener un sintonizador externo de HD de gama normal.

En este sentido, el presidente de la Asociación de Usuarios de la Comunicación, Alejandro Perales, denuncia 'la falta de información y de previsión de la administración hacia los usuarios' en el proceso de digitalización, que ha provocado que muchos espectadores hayan hecho 'inversiones económicas importantes' para adquirir equipos para la TDT que no están preparados para la HD ni la televisión tridimensional. Ahora el usuario afrontará un nuevo desembolso 'que se podría haber evitado'.

«Ha habido falta de información y previsión hacia los usuarios»

 

Pero la fuerte inversión que supone la HD, en plena crisis, no sólo afecta a los usuarios, sino también a las cadenas, que se ven empujadas hacia la HD por el aumento de las producciones de este tipo y la proliferación de televisores adaptados. De hecho, tal como señalaron directivos de RTVE, TV3 y Sogecable durante un encuentro sobre televisión digital celebrado hasta ayer por la Academia de las Ciencias y las Artes de Televisión y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, el salto a una programación estable en HD supone una inversión considerable para la renovación de todo el equipamiento. Pere Vila lo resumió en una única frase: 'Todo es muy caro y complicado'.