Público
Público

Contra el colapso del tráfico, un 'coche fantástico'

Un profesor de universidad de Berlín presenta un coche que se mueve a través de un móvil

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El mexicano Raúl Rojas, profesor de Inteligencia Artificial de la Universidad Libre de Berlín, presentó este lunes un sistema para mover un coche con un móvil, como hacía Pierce Brosnan en la película de James Bond El mañana nunca muere. En una pista de aterrizaje del antiguo aeropuerto berlinés de Tempelhof, Tinosh Ganjineh y Miao Wang, colaboradores de Rojas, hicieron una demostración.

Al apretar la tecla acelerar, el vehículo empieza a moverse lentamente. El teléfono muestra incluso la velocidad. Para girar, basta con mover el aparato a derecha o izquierda. Otra tecla sirve para frenar. Al quitar los dedos de la pantalla, el coche se para. El vehículoun Chrysler Voyager tiene un aspecto muy aparatoso. Está lleno de cables, y sobre la baca y en el morro del coche van colocados unos escáneres láser y cámaras.

'Nuestro objetivo es la conducción autónoma. Como en la serie El coche fantástico', dice Ganjineh medio en broma. El equipo de Rojas recibirá 2,2 millones de euros del Gobierno alemán para desarrollar su proyecto en dos años. Rojas explicó que 'con la conducción autónoma, la humanidad podría renunciar a un tercio de sus coches', ya que quien lo necesitase podría pedir un coche automático para conducirlo en una ocasión determinada. 'Los coches no se usan en un 90% del tiempo. Para la mayoría de la población, en el futuro no tendrá sentido poseer un automóvil', cree. 'Sería especialmente útil en ciudades al borde del colapso por el tráfico, como México DF', concluyó.

Una idea de Ganjineh es utilizar los futuros ‘coches fantásticos’ para el servicio de recogida de basura de las ciudades. Pero el informático es realista: “Todo esto no será posible antes de 2025, por lo menos”, dice. Los problemas no son sólo técnicos. “Sería un grave problema si un coche robot colisiona con otro”, dice. En un caso así, ¿quién tendría la culpa?