Publicado: 04.01.2016 20:36 |Actualizado: 04.01.2016 20:52

El cometa 'Catalina' se aproxima a la Tierra y será visible durante los próximos días

Según el Instituto de Astrofísica de Canarias, se trata de "un vagabundo que lleva en sus entrañas información de la génesis de nuestro sistema solar" y sólo se dispondrá de dos meses para intentar conocerlo. El momento idóneo para su observación será a mediados de enero, coincidiendo con la luna nueva y su punto de mayor aproximación a la Tierra.

Publicidad
Media: 3
Votos: 4
Comentarios:
Vista desde el Observatorio del Teide hacia el este. Sobre el horizonte el planeta Venus y, arriba a la izquierda, el cometa Catalina

Vista desde el Observatorio del Teide hacia el este. Sobre el horizonte el planeta Venus y, arriba a la izquierda, el cometa Catalina

MADRID.- Un cometa nuevo visitará la Tierra por primera y última vez durante las primeras semanas del año. Se trata de 'Catalina' (C/2013 US10), un objeto procedente de la Nube de Oort que podrá observarse a simple vista, como ya ocurrió hace un año con 'Lovejoy', coincidiendo con la luna nueva de enero.

'Catalina' fue descubierto el 31 de octubre de 2013 por el programa de rastreo de asteroides del mismo nombre. Los últimos cálculos indican que tiene una órbita hiperbólica y, por tanto, solo lo podremos ver en esta ocasión.



Como la mayor parte de los cometas, 'Catalina' residía en la Nube de Oort, una nube esférica que rodea el Sistema Solar a una distancia aproximada de un año luz del Sol, y, debido a un "empujón gravitatorio" producido por el paso de alguna estrella cercana, se precipitó al Sistema Solar interior.

Aunque desde principios de diciembre el cometa es visible en el hemisferio norte desde media noche hasta la salida de Sol, el momento óptimo para su observación será a partir de la primera semana de enero, coincidiendo con la luna nueva, que tendrá lugar 10 de enero, y con el punto de mayor aproximación del cometa a la Tierra el próximo 17 de enero, cuando pasará a 108 millones de kilómetros, cerca de la constelación de la Osa Mayor.

A simple vista será posible distinguir la zona central del cometa mientras que para observar detalles será necesario usar unos pequeños prismáticos. Lo más importante es, según el Instituto de Astrofísica de Canarias, situarse en un lugar oscuro y disponer de una carta celeste para localizar su posición en el cielo, pues varía día a día debido a su movimiento propio orbital.

Como el cometa proviene de la Nube de Oort, es complicado predecir cuál será la evolución de su brillo. Las últimas predicciones indican que puede alcanzar una magnitud aparente de alrededor de +5 -visible a simple vista- a mediados de enero, momento ideal para su observación, pues el cometa se encontrará cerca de la Osa Mayor, entre las estrellas Mizar y Alkaid.

Los cálculos dinámicos indican que ha pasado por su perihelio a gran velocidad, por tanto, escapará de la atracción solar adentrándose en el espacio interestelar.

El Observatorio del Teide hará un seguimiento de 'Catalina'

Varios telescopios del Observatorio del Teide realizarán un seguimiento del cometa con el objetivo de caracterizarlo dinámicamente.

Una campaña de observación similar se organizó para el cometa 'Lovejoy' hace ahora un año. Gracias a las imágenes obtenidas se sabe que el día de este cometa dura, aproximadamente, 18 horas.

Según el IAC, este cometa es "un vagabundo que lleva en sus entrañas información de la génesis de nuestro sistema solar" y sólo se dispondrá de dos meses para intentar conocerlo.

Desde el punto de vista astronómico, el estudio de los cometas es muy interesante pues son fósiles de la formación de nuestro sistema solar y, por tanto, contienen información de la génesis de los sistemas planetarios.

Si, además, el cometa proviene de la Nube de Oort, como es el caso de Catalina, el interés científico es mayor, pues suelen ser objetos nuevos que contienen material primigenio y sin procesar de la nebulosa original que formó nuestro sistema solar.