Público
Público

Las fotos más distantes jamás tomadas

A más de 6.000 millones de kilómetros de la Tierra, la nave New Horizons transmite imágenes de rocas espaciales

Publicidad
Media: 3
Votos: 3

Imágenes de dos objetos del cinturón de Kuiper tomadas por la nave New Horizons, en falso color. NASA

La nave de las primicias es como se conoce ya a la sonda espacial New Horizons, que hace casi tres años fue la primera en explorar el planeta enano Plutón y ahora está en los confines del cinturón de Kuiper, todavía más lejano y nunca fotografiado de cerca. En su veloz camino, la nave se ha convertido en el vehículo que ha tomado fotografías a más distancia de la Tierra en toda la historia. Son imágenes de objetos del cinturón de Kuiper obtenidas recientemente a más de 6.100 millones de kilómetros de nuestro planeta y transmitidas sin problemas a la Tierra. Esa distancia es equivalente a casi 41 veces la distancia entre la Tierra y el Sol.

Las históricas Voyager I y Voyager II, también de la NASA, cursan el espacio exterior desde hace muchos más años y están más lejos todavía, al igual de que dos Pioneer. Sin embargo las cámaras no funcionan desde poco después de que la Voyager I tomara en 1990 la famosísima imagen de la Tierra, conocida como Un Punto Azul Pálido, que tanto ha influido en cómo nos vemos los humanos. Esa imagen fue tomada desde 6.060 millones de kilómetros de distancia y supuso una marca que solo ahora ha sido batida, con las fotografías tomadas por la New Horizons, que cada día recorre 1,1 millones de kilómetros.

El cinturón de Kuiper que ha empezado a explorar New Horizons está formado por centenares de miles de cuerpos celestes mal conocidos y de distintos tamaños en órbita del Sol, algunos de los cuales se consideran planetas enanos, y por centauros, objetos que siguen órbitas inestables que se cruzan con las de los planetas gigantes como Júpiter. Mientras explora estos helados espacios poblado por restos de la formación del Sistema Solar, tomando numerosas medidas científicas además de imágenes, New Horizons se prepara para un encuentro cercano con uno de los objetos el próximo 1 de enero. El seleccionado se llama 2014 MU69, un nombre que no dice nada y que se refiere a que fue descubierto en 2014 por el telescopio espacial Hubble, por lo que la NASA está buscando otro nombre más atractivo para el gran público.

Trayectorias de las naves espaciales que han llegado al cinturón de Kuiper. NASA

¿Si hay cuatro naves que ya han atravesado la zona exterior del Sistema Solar, por qué el cinturón de Kuiper no ha sido explorado hasta ahora? La respuesta es que las Voyager 1 y Voyager 2 sí obtuvieron datos importantes sobre el medio, pero entonces no se conocía su existencia. Como tal cinturón no fue descubierto hasta 1992, como explica Alan Stern, el director científico de la misión New Horizons. Las Voyager no pudieron explorar los objetos del cinturón porque era como buscar una aguja en un pajar, apenas se conocían unos pocos, sus cámaras eran mucho menos sensibles que las actuales y, sobre todo, llevaban trayectorias que pasaban por encima o por debajo del plano en el que se encuentra la máxima densidad de objetos.

La nave New Horizons está ahora en hibernación hasta el próximo 4 de junio, por lo que no se esperan nuevas primicias hasta entonces. El MU69 es un objeto relativamente pequeño, cuya órbita está 1.600 millones de kilómetros más allá de la de Plutón. Las últimas observaciones en preparación para el encuentro indican que puede tratarse de dos objetos en vez de uno, y que también puede tener una luna. New Horizons se acercará mucho a él (la distancia mínima será de 3.500 kilómetros) y entonces añadirá otra primicia más a su espectacular historial, la de ver de cerca por vez primera el objeto más primitivo y distante de los nunca explorados.