Público
Público

Una guerra por el tiempo del internauta

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

1. Cuestión de minutos

En agosto pasado y, por primera vez desde que naciera Facebook en 2004, los internautas pasaron más tiempo en la red social que en alguno de los sitios de Google: 41,1 millones de minutos frente a 39,8, según ComScore. Son datos de EEUU pero revelan un cambio de patrón: internet deja de ser un lugar para buscar información y se hace más social.

2. El negocio publicitario

Google basa su negocio en la publicidad. Sus principales fuentes de ingresos son los anuncios que aparecen en sus páginas de búsqueda o dentro del correo electrónico Gmail y los que colocan los anunciantes en otras páginas con la plataforma de Google AdSense. Facebook se está convirtiendo en una alternativa para los responsables de marketing de las grandes empresas y para los pequeños anunciantes, que han encontrado una forma sencilla de publicitarse. La clave para ambos es que los usuarios pasen el mayor tiempo posible expuestos a la publicidad.

3. Google Social

El buscador no es un desconocido en el entorno social. Tiene una red como Orkut, líder en dos de los países más poblados del mundo: Brasil e India. También tiene su plataforma Blogger. Sin embargo, no ha conseguido salir de ahí. Los distintos intentos de hacerse más social han fracasado. En agosto echó el cierre a Google Wave, una herramienta para colaboración entre amigos. Por su parte, su servicio de comunicación Buzz, lanzado en septiembre, se ha quedado en algún rincón olvidado de Gmail.

4. Pelea por los contactos

En el penúltimo ejemplo de la pelea entre ambos gigantes, hace unos días Google cambió la configuración de Gmail para que Facebook no pudiera ofrecer a un nuevo usuario importar su lista de amigos del correo Gmail. La razón es que la red social no permite a uno de los suyos importar sus amigos al correo electrónico de Google. Ahora Mark Zuckerberg, el creador de Facebook, dice que el correo electrónico es 'lento
y demasiado formal'.

DISPLAY CONNECTORS, SL.