Público
Público

Preselección de candidatos para simular un vuelo a Marte

La Agencia Espacial Europea escoge 40 perfiles de candidatos idóneos para experimentar, durante casi dos años, la experiencia de viajar al Planeta Rojo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Instituto de Problemas Biomédicos (IPMB) de la Academia de Ciencias de Rusia informó hoy de que ha recibido de la Agencia Espacial Europea (ESA) cerca de 40 perfiles de voluntarios para participar en el simulacro de un vuelo a Marte.

'Unas 80 personas, entre las que figuraban diez mujeres, pasaron la primera fase del proceso de selección. Después de una conversación telefónica con los voluntarios, fueron elegidas unas 40 personas', señaló Elena Feichtinger, portavoz de la ESA en Rusia, citada por la agencia Interfax.

Toda la información y los datos médicos de los candidatos se encuentran a disposición del IMPD, agregó.

Finalistas 

Asimismo, señaló que a mediados de mayo representantes de la ESA y médicos rusos seleccionarán en la ciudad germana de Colonia a entre 8 y 10 candidatos.

En la última fase del proceso de selección, los voluntarios deberán pasar un examen clínico y un entrenamiento en Moscú como integrantes de la tripulación ruso-europea.

En julio del año pasado, cuando el plazo de inscripción aún seguía abierto, la ESA y el IPMB informaron de que habían recibido más de 5.000 solicitudes de voluntarios de 28 países para participar en el proyecto, de las cuales cerca de 200 cumplían los criterios de selección.

Feichtinger recordó que en el proyecto conocido como Marte-500 , al igual que en los ensayos previos, de 105 días de duración, participarán cuatro candidatos rusos y dos europeos. El resto de voluntarios europeos formarán parte de la tripulación suplente.

Los seis voluntarios permanecerán un total de 520 días, el tiempo del viaje de ida y vuelta a Marte, más una estancia de 30 días en la superficie marciana, en un simulador.

El experimento ruso se desarrollará en cinco módulos de 550 metros cúbicos, con la configuración, instrumentos y equipos que podría haber en las futuras naves interplanetarias.

El viaje tripulado al planeta rojo es una meta ya establecida en los programas espaciales de Estados Unidos, Rusia, China y los países miembros de la ESA.

Los expertos aseguran que los rayos cósmicos son tan peligrosos y se sabe tan poco de ellos que es improbable que personas vayan a Marte o incluso de regreso a la Luna hasta que se encuentren mejores formas de proteger a los astronautas.

Además, la NASA no está financiando adecuadamente los experimentos correctos para descubrir cómo protegerse, dijo una comisión del Consejo de Investigación Nacional de Estados Unidos.

El astronauta retirado James van Hoften, quien presidió la comisión afirmó que 'dado el conocimiento actual y lo que se sabe hoy de la protección contra la radiación, poner a alguien en ese tipo de ambiente violaría los actuales requerimientos que tiene la NASA'.

El volumen de la Tierra, su atmósfera y campo magnético protegen a la vida de la radiación solar y los rayos cósmicos que viajan a través del espacio. Los astronautas sólo cuentan con una pequeña capa protectora.

Cualquier misión a Marte que utilice la tecnología actual tardaría unos tres años, dijo van Hoften. Ese tiempo en el espacio expondría a los astronautas a muchísima radiación.

Agregar más protección puede hacer a la nave espacial demasiado pesada y demasiado cara, agregó el reporte del consejo, una las Academias Nacionales de Ciencia independientes que asesoran al gobierno federal.