Publicado: 02.10.2015 09:47 |Actualizado: 02.10.2015 09:47

Una proteína del esperma, clave para el éxito del anticonceptivo masculino

Desde hace años los expertos estudian posibles mecanismos para lograr un anticonceptivo masculino de larga duración que acabe con el reinado (y los efectos secundarios para la mujer) de los métodos hormonales femeninos. Investigadores japoneses parecen haber encontrado en la proteína calcineurina la vía para su desarrollo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
La identificación de una proteína específica del esperma podría conducir al ansiado anticonceptivo masculino. / Fotolia

La identificación de una proteína específica del esperma podría conducir al ansiado anticonceptivo masculino. /Fotolia

Mientras que los anticonceptivos orales para las mujeres han existido desde hace décadas, hasta el momento la ciencia no había encontrado un equivalente para hombres que consiguiera controlar la natalidad. Ahora, la identificación de una proteína específica del esperma podría conducir al ansiado anticonceptivo masculino. Así lo afirma un nuevo estudio, liderado por investigadores de las Universidades de Osaka y Tsukuba (ambas en Japón), publicado esta semana en Science.

Aunque anteriores trabajos ya sugerían que la proteína calcineurina (una enzima dependiente del calcio expresada en los testículos) desempeña un papel importante en la fertilidad masculina, sus múltiples formas hacían difícil su análisis. Sin embargo, después de comprobar que dichas formas –que expresan los genes PPP3CC y PPP3R2– solo se encuentran en las células que intervienen en la formación del esperma, el equipo de científicos estudió con más detalle estas subunidades de la calcineurina en ratones.



Hasta el momento la ciencia no había encontrado un equivalente de anticonceptivo para hombres que consiguiera controlar la natalidad

Así, los machos en los que el PPP3CC fue eliminado, creando con ello una mutación en la proteína, fueron capaces de tener relaciones sexuales pero eran infértiles. Además de no nadar bien, los espermatozoides que carecían de PPP3CC no pudieron fertilizar los óvulos, incluso a través de fertilización in vitro.

Tal y como explican los autores japoneses, “si se puede inhibir específicamente la calcineurina de los espermatozoides, esto conduciría al desarrollo de los tan buscados anticonceptivos masculinos orales”.

Cinco días para infertilizar el esperma

Un análisis más detallado reveló que la parte intermedia de los espermatozoides sin PPP3CC no se dobla como hace normalmente durante la hiperactivación, un proceso que consiste en un cambio en el patrón de movimiento necesario para penetrar la membrana del óvulo.

Los autores analizaron el uso de medicamentos inhibidores de la calcineurina y descubrieron que se tarda de cuatro a cinco días de inhibición para conseguir que el esperma sea infértil, lo que sugiere que esta proteína es importante para el desarrollo, pero no para la maduración, de los espermatozoides.

Es más, la fertilidad de los ratones macho, así como la motilidad del esperma y la flexibilidad de su parte intermedia, se recuperó una semana después de detener la administración del fármaco.

“Como este complejo de calcineurina del esperma también se encuentra en humanos, su inhibición puede ser utilizada como una estrategia para el desarrollo de anticonceptivos masculinos reversibles”, concluyen.