Publicado: 13.06.2014 10:22 |Actualizado: 13.06.2014 10:22

Las ruedas usadas recogidas en 2013 permitirían asfaltar 27.000 kilómetros de carreteras

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los materiales obtenidos de los más de 16 millones de ruedas usadas recogidas en España en 2013 por el sistema integrado de gestión de neumáticos usados Signus Ecovalor serían suficientes para asfaltar 27.000 kilómetros de carretera o construir más de 2.000 campos de césped artificial. Así lo explica Signus Ecovalor en un comunicado en el que señala que el pasado año se trataron 162.521 toneladas de neumáticos usados, de las cuales casi 76.000 toneladas fueron recicladas o valorizadas materialmente convirtiéndose en triturado y granulado de caucho para diversas aplicaciones.

Entre los usos de los materiales procedentes de las ruedas usadas tras su vida útil destaca los campos de fútbol de césped artificial, las losetas de seguridad para parques infantiles y las mezclas asfálticas, detallan. Casi 69.000 toneladas de ruedas viejas se destinaron a la valorización energética, es decir, se utilizaron para generar energía eléctrica o como combustible de sustitución en hornos de fabricación de cemento. El resto, unas 18.000 toneladas, fueron clasificadas por los recogedores seleccionados para su reutilización, a través del mercado de ocasión o el recauchutado.

Signus, que en el ejercicio de 2013 ha recogido neumáticos usados en 23.781 puntos de generación acreditados (talleres), se dedica también a buscar nuevos mercados y nuevas aplicaciones para el caucho reciclado en proyectos de I+D. En 2013 los más destacados fueron el proyecto Life+ "New Jersey", en el que se desarrollaron dos tipos de barreras de seguridad vial fabricadas a partir de materiales procedentes de neumáticos fuera de uso (NFU), la publicación de la primera guía para la fabricación de betunes con polvo de neumático.

La reutilización de estos materiales abarca también al sector del calzado en el que se centra el proyecto "Recysole", en el que Signus junto a la empresa Ecoalf, que acaba de comercializar unas "chanclas de playa" hechas con caucho reciclado. Además, esta sociedad sin ánimo de lucro trabaja en colaboración con empresas privadas, universidades e institutos tecnológicos para seguir promoviendo el desarrollo de estudios y contribuir al avance del mercado de materias primas secundarias derivadas de los neumáticos fuera uso.

En este sentido, en 2013 Signus presentó ante las comunidades autónomas y ante el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente un informe con 2.028 acciones de prevención de neumáticos fuera de uso llevadas a cabo por prácticamente la totalidad de sus empresas adheridas, lo que implica un alto grado las empresas del sector con la prevención del residuo.