Público
Público

El 'sapo del diablo' comía dinosaurios

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un equipo de científicos del University College de Londres (Reino Unido) y de la Universidad de Stony Brook de Nueva York (EEUU) ha descubierto los restos de un sapo gigante que vivió hace 70 millones de años en Madagascar. Su gran tamaño –unos 40 centímetros de longitud y unos cuatro kilos y medio de peso– sugiere que debía de tratarse de un depredador temible. David Krause, coautor del estudio publicado en PNAS, especula que “podía comer lagartos, mamíferos y ranas, incluso quizá dinosaurios recién nacidos”.

Otra característica notable del Beelzebufo ampinga –bautizado en honor de Belcebú, el diablo– es que sus parientes actuales, los sapos cornudos, viven en Suramérica y no en Madagascar, lo que apoya la teoría de que por entonces un gran continente agrupaba la isla africana, India, la Antártida y América del Sur.