Público
Público

Sony se hará cargo de la reparación de medio millón de portátiles Vaio

Aunque no hay riesgo de incendio, el recalentamiento se produce en la articulación entre la pantalla y el cuerpo del portátil, señalan desde la compañía

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El fabricante Sony ha anunciado que reparará gratis 440.000 ordenadores portátiles Vaio de diferentes modelos, después de recibir varios informes sobre recalentamiento.

Se han comunicado más de 200 casos de calentamiento excesivo en la serie 'Vaio TZ' fabricados entre mayo de 2007 y julio de 2008, según un comunicado de la compañía. De estos casos, 83 se registraron en Japón y los demás en diversos países.

Se trata de un problema que se produce en la fase de fabricación, durante el montaje de componentes. Sony ha querido poner de manifiesto que no hay riesgo de incendio o lesiones graves, dijo el grupo.

Los productos afectados comenzaron a comercializarse en junio de 2007 y, según indica FACUA, los equipos defectuosos fueron incluidos en la segunda quincena de agosto en la red de alerta de productos industriales inseguros que coordina el Instituto Nacional del Consumo (INC).

Según la información remitida por Sony y que el INC ha distribuido a las comunidades autónomas, ciertos aspectos del diseño del Vaio TZ pueden causar que el cable de corriente se quede pinzado con la bisagra del portátil. Por otro lado, existe la posibilidad de que los cables que conectan la pantalla LCD se queden pinzados entre ésta y la parte inferior de la unidad en el lado posterior izquierdo. Cada uno de estos sucesos podría, 'en circunstancias excepcionales' según Sony, causar un cortocircuito que podría originar sobrecalentamiento o deformación de la carcasa en las áreas afectadas.

Sony ha establecido un servicio gratuito de inspección y revisión de los modelos afectados. Se contactará con los distribuidores autorizados y se les invitará a devolver los modelos afectados que se encuentren todavía en su stock para que Sony realice en ellos trabajos de inspección y revisión.

Por otro lado, Sony ha indicado que tomará medidas para notificar la cuestión a los consumidores, que pueden llamar a la compañía para que le recoja gratuitamente los modelos afectados para inspeccionarlos y revisarlos. El teléfono es el 900 803 306, operativo de lunes a viernes de 8.00 a 18.00 horas.