Público
Público

Adiós al rey de la comedia absurda

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El actor canadiense Leslie Nielsen murió ayer en Florida a los 84 años por complicaciones derivadas de una neumonía. Fue uno de los reyes de la comedia absurda.

Pese a que se convirtió en un rostro conocido en los sesenta gracias a sus apariciones en series como El fugitivo o Bonanza, su popularidad mundial llegó de un modo improbable para alguien que se había ganado la vida hasta entonces con papeles de alto voltaje dramático: interpretando a un médico dadaísta, el doctor Rumack, en Aterriza como puedas (Zucker, Abrams y Zucker, 1980), una sátira de las películas de catástrofes que habían asediado la cartelera durante los pesimistas años setenta.

Pero el triunfo cómico del actor dramático no fue ninguna sorpresa. Parte de la gracia de Aterriza..., de su vertiginosa avalancha de gags, entre la parodia de los géneros cinematográficos y el simple y puro sinsentido, es que Nielsen afrontó el carrusel de escenas absurdas como si estuviera rodando El coloso en llamas y todo aquello fuera completamente en serio.

Pese al escepticismo inicial de la cinefilia, en el año 2000, el American Film Institute eligió Aterriza... como la décima mejor comedia de todos los tiempos (puede que se quedaran cortos a la hora de valorar sus asombrosos méritos).

Nielsen se convirtió en el rey de las spoof movies, de las películas que se reían de otras películas. Volvió a tocar la gloria con Agárralo como puedas (David Zucker, 1988), donde interpretaba al teniente Frank Drebin, una vuelta de rosca al arquetipo del Inspector Clouseau. O el clásico agente de la ley incapaz de resolver un caso sin sembrar el caos y la destrucción cómica a su paso.

El filme, transformado en una saga, acabó por convertirlo en un icono cómico juvenil. También en España. El director Javier Ruiz Caldera le contrató para hacer un cameo en Spanish movie (2009) y rodar un tráiler junto a Chiquito de la Calzada. Este duelo de titanes del humor absurdo fue una de sus últimas apariciones en pantalla. Justo final.