Público
Público

Cibeles recuerda a Jesús del Pozo

Los últimos diseños del madrileño marcan la primera jornada de la pasarela, que arranca hoy  

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Cibeles no volverá a ser la misma. En febrero de 1985 Jesús del Pozo apoyaba la primera edición de la pasarela ubicada en una carpa de circo en la Plaza Colón de Madrid, según recordaba él mismo en diversas entrevistas. Y aunque la relación entre Cibeles y Del Pozo no fue perfecta el diseñador la criticó por su gestión y su falta de proyección internacional abandonándola de 1999 a 2002, en sus últimas apariciones aseguraba que era 'todo un honor' contribuir de alguna manera a que la pasarela fuese mejor.

Jesús del Pozo falleció el pasado 13 de agosto a causa de un enfisema pulmonar. Hoy arranca la 53 edición de la Cibeles Madrid Fashion Week (CMFW) y el diseñador madrileño falta a su cita, pero no a su propuesta para la temporada primavera-verano 2012. 'Es la gran ausencia y le echaremos de menos, pero el mejor homenaje es que su colección se presentará porque trabajó hasta el último día', recuerda Cuca Solana, directora de la pasarela.

A las 12 horas, tras el desfile de Roberto Verino encargado de dar el pistoletazo de salida, la Sala Neptuno se rendirá ante New Classics, la última colección creada por Del Pozo. Y es que no encontró mejor forma de despedirse que con su trabajo. 'El mayor homenaje que le podemos hacer a Jesús es seguir trabajando', explicó a Público Ainhoa García, directora de la firma.

No cabe duda de que esta edición de CMFW va a rendirse al recuerdo de uno de los diseñadores que la vio nacer y que la empujó a crecer. Por eso se espera con emoción el momento en el que las luces se apaguen y aparezca la especial puesta en escena que ha preparado la firma para el desfile. 'Un reflejo de la sala de costura del taller donde trabajó el diseñador', explica María Peñacoba, su responsable de Comunicación. También dijo que 'más adelante' celebrarán un homenaje centrado en la figura del diseñador porque 'un desfile de 20 minutos es sólo el recuerdo de una pequeña parte de toda su trayectoria'.

La directora de la firma recuerda que en los últimos meses de trabajo, Jesús del Pozo se había apartado de la parte más pública 'por recomendación médica', pero 'permaneció dirigiendo y supervisando hasta el último momento'. García asegura que la marca seguirá fiel 'a su esencia e identidad' gestionando su legado creativo, la compañía y la Fundación.

Cada uno de los 33 looks que se pasearán hoy por Cibeles refleja un retorno a la esencia de la moda de los setenta, 'donde las piezas son más protagonistas que el concepto de la colección', explica García.

Los diseños de Jesús del Pozo se habían acostumbrado a estar por encima de las tendencias. Esa es precisamente la clave para que, aunque pasen las modas y los años, su nombre no se olvide.