Público
Público

El cine en España toca fondo en 2010

Las salas pierden un millón de espectadores al mes respecto al año pasado. Nunca antes se habían vendido menos de 100 millones de entradas. Las producciones españolas recaudaron aproximadamente un 17% menos que en 2009

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

En unos días sabremos si Andrés Iniesta gana el Balón de Oro. Lo que sí podemos confirmar ya es que el futbolista de Fuentealbilla es uno de los responsables de que los espectadores no hayan ido al cine los últimos 12 meses. En efecto: 2010 fue el año en que las salas se vaciaron durante un mes por culpa del Mundial de fútbol. Un fenómeno deportivo que, en realidad, sólo agudizó una tendencia que ya viene de lejos: a los españoles cada vez les gusta menos ir al cine.

A falta de tres semanas para que acabe el año, las previsiones indican que el número total de espectadores bajará de los 100 millones por primera vez desde que se recopilan los datos. Un batacazo del que no se libra el cine español, que recaudará aproximadamente 87,5 millones de euros a final de 2010, un 17% menos que en el ejercicio anterior. Su cuota de pantalla sobre recaudación será en torno a un 13, 9%, inferior al 15,55% de 2009.

La cuota de pantalla del cine nacional se situará en torno al 14%

La recaudación total también bajará: 630 millones de euros, 41 menos que en 2009. Una ligera caída que es necesario contextualizar: al calor del 3-D, los precios de las entradas subieron de 6,5 euros a 6,7 de media en los últimos meses.

Mucho peor es el dato que atañe al número total de espectadores: poco más de 98 millones a final de año. Una cifra en caída libre desde hace años: 143,9 millones (2004), 127,7 (2005), 121,7 (2006), 116,9 (2007), 107,8 (2008), 109,9 (2009) y 98 (2010). Es decir, que el cine en España perdió casi un millón de espectadores al mes durante 2010.

No hay duda: las cifras de 2010 una proyección de los datos del Ministerio de Cultura y Nielsen confirmadas por el analista Pau Brunet, gestor de la web de referencia sobre el comportamiento de la taquilla en nuestro país (www.boxoffice.es) son malas. 'Vienen a confirmar que los espectadores han dado la espalda al cine. Esta forma de ocio ha dejado de ser una prioridad. La tele y el fútbol han funcionado bien este año, pero el cine ha pasado a un segundo plano. La sensación es que se está convirtiendo en un reducto de los cinéfilos', explica Brunet.

La cifra total de espectadores está en caída libre desde 2004

El Mundial de fútbol ha tenido algo que ver en la caída. El último fin de semana de junio fue especialmente calamitoso. El viernes 25, 10,8 millones de espectadores (69,7% de share) vieron en televisión la victoria de España sobre Chile. Y más de seis millones siguieron dos días después el duelo Argentina-México. Ese fin de semana, los cines españoles recaudaron 3,6 millones de euros, el peor dato de la historia de la taquilla española.

Pero en otros países el panorama ha sido diferente. En EEUU, por ejemplo, el cine va como un tiro. En 2009 se superó la cifra de 10.000 millones de dólares de recaudación; en concreto, 10.357 millones de dólares (7.230 millones de euros). Y este año no le va a ir a la zaga. La recaudación subirá aproximadamente un 3%, aunque la cifra de espectadores caerá alrededor de un 1%. Además, los espectadores de cine subirán en 2010 en varios países europeos, entre ellos Italia y Rusia.

Brunet prefiere evitar los adjetivos catastrofistas a la hora de analizar el comportamiento del cine español en 2010. Primero, porque es muy difícil repetir los buenos datos del año pasado, cuando se solaparon en la cartelera taquillazos como Ágora, Planet 51, Celda 211, Spanish movie, Fuga de cerebros, Los abrazos rotos o REC 2. Este año no están Almodóvar ni Amenábar y los problemas estructurales se han agudizado: falta de títulos potentes y escasez de presupuesto para competir con las monstruosas campañas de marketing hollywodienses. 'Todo depende de cómo funcionen ocho o nuevepelículas. Porque el resto de los estrenos españoles tienen muchos problemas para venderse, para que el espectador se entere siquiera de que se han estrenado', asegura Brunet, que apuesta por invertir más en 'promoción' y menos en 'producción' porque si Harry Potter funciona es porque 'está absolutamente en todas partes'.

Una de las claves del éxito del cine español en el pasado 2009 fue la fuerte apuesta promocional de las productoras vinculadas a las televisiones privadas, obligadas por ley a invertir un porcentaje de sus ingresos en financiar cine europeo. Este año, aún con cifras más modestas, se ha repetido la historia.

Antena 3 Films está detrás de los tres mejores estrenos españoles: Que se mueran los feos, Los ojos de Julia y Tres metros sobre el cielo que, pese a haberse estrenado hace unos días, va camino de convertirse en la película española más vista de 2010. El filme de Fernando González Molina, basado en el best-seller italiano de Federico Moccia y protagonizado por Mario Casas y María Valverde, ha recaudado 4,1 millones de euros en sus primeros seis días de exhibición.

El empujón final a la taquilla española lo pondrá el mismísimo presidente de la Academia de Cine, Álex de la Iglesia, que el viernes que viene estrenará Balada triste de trompeta. Sería un acto de justicia poética que Andrés Iniesta fuera a verla.

'Que se mueran los feos' 

La película protagonizada por Carmen Machi y Javier Cámara recaudó 6.7 millones de euros en el primer semestre. Sólo ‘Los ojos de Julia' va camino de desbancarla como la más vista del cine español. Nada que ver con los 22 millones de ‘Ágora' el año pasado.  

'Avatar' 

Más que una película, lo de ‘Avatar' fue un macroevento. Se estrenó a finales de 2009, pero fue este año cuando la película de James Cameron hizo la mayor parte de su enorme recaudación: 50 millones de euros, a los que el efecto y los precios del 3-D ayudaron. 

'Los ojos de Julia' 

La película de suspense protagonizada por Belén Rueda va camino de convertirse en la más taquillera del año, si el nuevo filme de Álex de la Iglesia y el efecto Moccia no se lo impiden. Hasta ahora ha cosechado 6,25 millones, y sigue en pantalla.  

'Toy Story 3' 

La tercera (y última) parte de la saga de los juguetes de la factoría Pixar se convirtió no sólo en una de las películas más celebradas por la crítica, sino en uno de los estrenos preferidos del año con cerca de 25 millones de euros recaudados en España.  

'Tres metros sobre el cielo' 

Hace tan sólo una semana que ‘Tres metros sobre el cielo' llegó a los cines a arrasar entre el público juvenil y ya ha convocado a más de 650.000 espectadores y ha recaudado más de 4.1 millones. Mario Casas y María Valverde arrastran multitudes.  

'Alicia'

Como sus compañeras en el podio de los mejores estrenos internacionales, la ‘Alicia' de Tim Burton también vino acompañada de una buena campaña 3-D. El país de las maravillas de Alicia cosechó alrededor de 23 millones de euros.