Público
Público

Un Cristiano igual de feo, pero mejor acabado y más divertido

PES 2013, que sigue contando con el luso como imagen, recupera buena parte de la brillantez de épocas pasadas a pesar de su viejo apartado gráfico

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Cuatro pasos para atrás. Arqueo de piernas típico. Disparo... a las nubes. Real como la vida misma. Cristiano Ronaldo acaba de fallar un lanzamiento de falta con el Madrid, pero esta vez en el Pro Evolution Soccer 2013 (PES 2013). El portugués es de nuevo la cara del juego de Konami, otrora rey del fútbol virtual, que vuelve con más fuerza que nunca para ofrecer un título que roza, no sin sus fallos, el sobresaliente.

A este PES 2013 le quedan muchas cosas por pulir, propias de un motor gráfico desfasado, pero este año, por fin, luce galones que recuerdan al simulador de épocas pasadas. Las mejoras en inteligencia artificial y las novedades introducidas recuperan parte de esa esencia y sirven para enmendar, en gran medida, el terreno perdido durante los últimos años.

No hace falta ser un virtuoso de los pulgares para poder hacer jugadas dignas de mención

Eso sí, nada más arrancar el juego dan ganas de quitarlo. El Au si eu te pego de Michel Teló lidera una lista de reproducción musical que, bueno, digamos que no es lo mejor del título. Dejando esto a un lado y ya metidos en el estadio, vemos un juego con un aspecto mucho más robusto. Los jugadores se mueven con mayor lógica y fluidez y bajo las voces de Carlos Martínez y Maldini ofrecen un sinfín de alternativas que bien podrían darse en el clásico de esta noche en el Camp Nou.

Las nuevas herramientas para combinar los distintos regates, disparos y pases -a destacar los movimientos sin balón y los controles al primer toque- ahondan en lo que Konami nunca ha perdido en su saga: la diversión. No hace falta ser un virtuoso de los pulgares para controlar los movimientos y poder protagonizar jugadas dignas de mención. Con algo de práctica y un poco de paciencia basta. Los porteros también han tenido un lavado de cara. Continúan cantando, pero ahora responden mucho mejor y son algo más competentes.

 

PES 2013 no ha perdido nada de sus modos habituales de juego, con la mítica Liga Máster y el Ser una Leyenda, que recrea la vida de un futbolista, como los más destacados. La Champions League y la Copa Libertadores vuelven a ser propiedad en exclusiva. Pero como es habitual, en el tema licencias sigue muy por detrás de la saga FIFA. Volveremos a ver al North London o al Man Blue. No obstante gracias a su espectacular editor esto puede dejar de ser un problema. Con una gran dosis de tiempo libre se puede retocar cualquier elemento que se nos ocurra. Incluso poder meter la música de nuestra consola y desterrar así el 'Nossa, nossa, assim você me mata'. 

PES 2013 incluye entre sus casi 50 estadios los 20 de Primera División de la liga española

Para este año, Konami presenta un sistema llamado Player ID, que recrea la forma de jugar y las posturas de las principales figuras, como CR7 y sus peculiares lanzamientos o los eslálones de Messi (dale el balón, y a ver si hay alguien que pueda pararte). Otro de los puntazos del juego es que entre sus casi 50 estadios (a los que podemos añadir los que creemos nosotros mismos) están todos los de Primera División de la Liga, Vallecas y su fondo sin grada incluido.

Sin embargo, en el apartado gráfico siguen existiendo animaciones excesivamente robóticas y algo bruscas. Sobre todo se nota en los sprints y en las caídas de los jugadores, que no se corresponden, en muchas ocasiones, con las entradas sufridas, algo que desluce el mejorado sistema defensivo. Las colisiones entre los jugadores también han sido revisadas, pero todavía ofrecen algunos elementos visuales raros. Konami ha prometido que todo esto se subsanará para la próxima entrega con el nuevo motor gráfico. Sea como fuere, la versión 2013 ya es lo bastante convincente para prometer horas y horas de diversión.


Lo mejor:

- Las mejoras en inteligencia artificial ofrecen un juego mucho más fluído y mejor acabado, junto a la no excesiva dificultad para aprender a usar las novedades: pases y tiros asistidos y manuales, los movimientos sin balón, nuevos regates...
- El editor, sin duda.

Lo peor:

- Animaciones robóticas y aspectos visuales algo raros fruto de un motor gráfico anticuado.
- El apartado musical. También se echan en falta más opciones online.

*PES 2013 está a la venta desde el 20 de septiembre para Xbox 360, PlayStation 3, Wii, PC, PS Vita, Nintento 3DS y PSP