Público
Público

La euforia por lo nuevo acelera el 3D en España

La recaudación de las salas de cine durante los primeros seis meses del año ascendió a 296 millones de euros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'Como champiñones', apuntan desde una de las majors con estrenos tridimensionales en cartera. Así es como están creciendo en España las pantallas digitales 3D. Si en 2007 se contaban sólo tres, para el estreno la próxima semana de Up ya serán 141 pantallas. La cifra se ha multiplicado por cinco en seis meses. Catalunya, Madrid y Valencia son las comunidades con mayor oferta de cines preparados para ver 3D, con 31, 23 y 17 pantallas respectivamente .

Según la Federación de Cines de España (FECE), la recaudación de las salas de cine durante los primeros seis meses del año ascendió a 296 millones de euros, un 13% más (35 millones de euros más) que el primer semestre del año anterior, cifra jaleada por las entradas para ver 3D, que son entre dos y tres euros más caras.

Las cifras hablan por sí solas: 73 cines proyectaron el estreno de Monstruos contra alienígenas en 3D. En un mes recaudaron 3,5 millones de euros; mientras que las 367 salas de 2D logaron 5,2 millones. Las salas 3D consiguieron el 38% de la recaudación en el 16% de los cines.

Como apunta Enrique Martínez, director del departamento de tecnología de la cadena Yelmo, el aumento se debe tanto al efecto crisis 'que lleva a que la gente vaya más al cine como está suciendo en EEUU', como a 'la euforia de la novedad del 3D'. Pero Martínez advierte: 'Cuando llegue el fin de año, y haya que hacer cuentas, igual vemos que el 3D no es tan rentable como se cree'. Para entonces, se espera que las salas 3D ronden las 300, preparadas para el estreno del año, Avatar, de James Cameron.

Es este un terreno abonado para que surjan nuevas iniciativas. Es el caso del proyecto la Quinta Pared, que tendrá su puesta de largo en San Sebastián.

Rafael Alvero, antiguo presidente de Universal y de la federación de distribuidores de España, está detrás de la primera compañía española que ofrecerá contenidos alternativos en salas 3D. Plantean espectáculos de flamenco y conciertos en tres dimensiones, con los que 'crearán nuevos hábitos en los espectadores', que pasarán de ver ficciones a ver, por ejemplo, futbol en las salas y en 3D.