Publicado: 06.01.2016 14:46 |Actualizado: 06.01.2016 14:49

Fallece en Alemania el compositor francés Pierre Boulez a los 90 años

El compositor y director de orquesta francés está considerado una de las personalidades musicales más importantes del siglo XX

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:
boulez2

Pierre Boulez durante un concierto al frente de la Orquesta de París.- AFP

El compositor y director de orquesta francés Pierre Boulez, una de las figuras más relevantes de la música contemporánea, falleció la noche del martes en su vivienda en la ciudada alemana de Baden-Baden, según ha confirmado su familia a través de un comunicado. Boulez tenía 90 años.

"Para todos aquellos que lo conocieron y que pudieron apreciar su energía creativa, su exigencia artística, su disponibilidad y su generosidad, su presencia se mantendrá viva e intensa", señala la familia del compositor en una nota distribuida por la Filarmónica de París.

Pierre Boulez está considerado una de las personalidades musicales más importantes del siglo XX. Este teórico y pedagogo de gran reputación ha defendido sin descanso el lugar de la nueva música en los programas de conciertos y ha animado una creación musical más exigente.

Boulez, que siempre se ha negado a utilizar batuta en la dirección de sus conciertos, desarrolló su trabajo a ambos lados del Atlántico: ha dirigido la Orquesta de Cleveland (1967-1972), la Orquesta Sinfónica de la BBC (1971-1975) y la Filarmónica de Nueva York (1971-1977).



Impulsor de instituciones

Pese a que ha participado más en orquestas sinfónicas que en óperas, ha dirigido títulos tan relevantes como El anillo del nibelungo en su centenario y la primera representación completa de Lulu de Alban Berg en París.

Exasperado por la actitud conservadora del mundo musical francés, se marchó a vivir a Baden-Baden (Alemania) en la década de los 60. Regresó a Francia en 1974 a instancias del entonces presidente Georges Pompidou. Fundó el Conjunto Intercontemporáneo, el primer grupo permanente en el país de música contemporánea, y un año después se puso al frente del Instituto de Investigación y de Coordinación Acústica de Música (Ircam). Allí trabajó en el desarrollo de instrumentos de transformación del sonido en tiempo real, apoyándose en investigaciones científicas.

Volvió a finales de los años 1970 a la Ópera de París y se convirtió en una personalidad ineludible para el diseño de la política musical francesa: fue consultor en la construcción de la nueva ópera de la plaza de la Bastilla y luego en la Ciudad de la Música, también en París.

Homenaje de Hollande

Este incansable impulsor de instituciones también se encargó de la Ciudad de la Música, inaugurada en 1995, y la Filarmónica de París, que abrió sus puertas en enero de 2015, cuando Boulez ya se encontraba enfermo.

La noticia del fallecimiento de Boulez generó una cadena de reacciones en el mundo de la música en Francia, pero también de las autoridades, y así el presidente, François Hollande, le rindió homenaje al destacar que había "hecho brillar la música francesa en el mundo" y "dio un prestigio considerable a la cultura francesa".

"Como compositor y director de orquesta, siempre quiso reflexionar sobre su época", señaló Hollande en un comunicado del Elíseo, que hizo notar que la Filarmónica de París, inaugurada hace ahora un año, "le debe mucho".